Infertilidad

Infertilidad

¿Qué es la infertilidad?

La infertilidad es una enfermedad que hace que sea difícil para una mujer quedar embarazada. La infertilidad es una enfermedad que afecta también a los hombres. Muchas parejas no tienen problemas para quedar embarazadas, pero hay factores que pueden hacer que sea difícil para algunos.

Los síntomas de la infertilidad

En las mujeres, los síntomas podrían relacionarse con la causa de la infertilidad. Una mujer se considera infértil si ha intentado quedar embarazada durante un año y no usó métodos anticonceptivos para evitar el embarazo durante ese tiempo. Un hombre se considera infértil si tiene muy pocos espermatozoides o cuando la salud de su esperma evita que se combine con el óvulo de la mujer.

Ciertos factores pueden interferir con el embarazo. Sin embargo, estos factores no garantizan la infertilidad. En las mujeres, esos factores pueden incluir:

  • Períodos menstruales dolorosos o irregulares (ciclo menstrual).
  • Edad (mayor de 35).
  • Endometriosis o enfermedad inflamatoria pélvica (enfermedades de los órganos sexuales de una mujer).
  • Tratamiento para el cáncer.

En los hombres, los factores incluyen:

  • Infecciones.
  • Un recuento bajo de espermatozoides (un recuento más alto aumenta la probabilidad de que el espermatozoide y el óvulo se unan).
  • Problemas en los órganos sexuales masculinos (como testículos no descendidos, próstata agrandada y varicoceles, o agrandamiento de las venas en la piel que rodean los testículos).
  • Tratamiento para el cáncer.

El médico puede recomendar que se haga una prueba de infertilidad si alguno de estos factores son preocupantes.

¿Qué causa la infertilidad?

Concebir a un bebé (el embarazo) es algo complejo. Varias cosas tienen que salir bien, tanto para el hombre como para la mujer. Por lo tanto, hay varias causas de infertilidad en las mujeres y los hombres.

La fertilidad de una mujer puede verse afectada por:

  • La ovulación. Este es el proceso mediante el cual los óvulos viajan desde el ovario de la mujer para encontrarse con los espermatozoides y comenzar el embarazo. Algunas mujeres no ovulan todos los meses, lo que hace que sea más difícil quedar embarazada.
  • Problemas en el sistema reproductivo (trompas de Falopio, cuello uterino, útero, ovarios). Esto podría incluir un bloqueo, tumores cancerosos o no cancerosos, cicatrización, ovarios agrandados y una abertura anormal del cuello uterino.
  • Enfermedades y trastornos. Esto podría incluir la endometriosis (cuando el tejido uterino crece fuera del útero) y el síndrome de ovario poliquístico (SOP) (agrandamiento de los ovarios que contienen sacos llenos de líquido).
  • Menopausia temprana. Esto podría ocurrir antes de los 40 años. Puede estar vinculado a una enfermedad del sistema inmunológico, tratamientos contra el cáncer o un síndrome genético.
  • La edad. A medida que una mujer envejece, se vuelve más difícil quedar embarazada.
  • Tratamientos contra el cáncer. La radiación y la quimioterapia afectan la fertilidad.
  • El tabaquismo y el abuso de sustancias. El tabaquismo, el alcohol y el consumo de drogas puede hacer que sea difícil quedar embarazada.
  • El estrés.
  • Los medicamentos, especialmente los del tratamiento contra el cáncer, hongos y úlceras.
  • El peso. El bajo peso o sobrepeso pueden afectar la fertilidad. Incluso demasiado ejercicio o demasiado poco ejercicio puede afectar las probabilidades de una mujer de quedar embarazada.
  • La pubertad retardada o la ausencia del período (menstruación) afectan a la fertilidad.
  • Enfermedades. La diabetes no controlada, las enfermedades autoinmunes (cuando el cuerpo se ataca a sí mismo), el lupus y la enfermedad celíaca pueden hacer que sea difícil que una mujer quede embarazada.

La infertilidad de un hombre puede verse afectada por:

  • Espermatozoides enfermos o que funcionan de manera deficiente. Esto incluiría un vistazo a la calidad de los espermatozoides del hombre. También incluiría qué tan bien o tan rápido se mueven los espermatozoides cuando viajan a encontrarse con el óvulo.
  • El varicocele, venas crecidas en el interior de la piel suelta que rodea los testículos del hombre. Puede causar bajo conteo de esperma.
  • Una infección. Se puede dar en forma de una infección bacteriana en el interior de los testículos del hombre o de una infección causada por una enfermedad de transmisión sexual (ETS).
  • Eyaculación retrógrada. Este es el proceso mediante el cual el esperma de un hombre entra en la vejiga en lugar de salir por el pene, como debería ser.
  • Trastornos autoinmunes (cuando el cuerpo se ataca a sí mismo).
  • Tumores cancerosos o no cancerosos.
  • . Uno o los dos testículos de un hombre permanecen en el abdomen. Los testículos deberían bajar desde el abdomen hasta el saco escrotal al nacer.
  • Desequilibrio hormonal.
  • Bloqueos dentro de los muchos tubos que llevan el esperma.
  • Ciertos síndromes genéticos, como el síndrome de Down.
  • Los medicamentos, especialmente los del tratamiento contra el cáncer, hongos y úlceras.
  • Algunas cirugías, incluyendo la vasectomía (un procedimiento para evitar que los espermatozoides salgan del pene).
  • El tabaquismo y el consumo de alcohol o drogas.
  • La obesidad.
  • El estrés.
  • La exposición a productos químicos industriales y metales pesados.
  • La radiación y los rayos-X.
  • Sobrecalentamiento de los testículos. Esto puede ocurrir por el uso de ropa interior o pantalones que son demasiado apretados, el uso de la bañera de hidromasaje durante periodos prolongados y otras condiciones que pueden aumentar la temperatura de los testículos.
  • Disfunción sexual. Incapacidad para tener una erección para tener relaciones sexuales o problemas de eyaculación en la vagina (demasiado pronto o no en absoluto). Esto podría ser debido a problemas físicos o emocionales.

¿Cómo se diagnostica la infertilidad?

Tanto para hombres como para mujeres, el médico llevará a cabo un examen médico de rutina y le hará preguntas acerca de su salud general y el tiempo que ha estado tratando de tener un bebé. Su médico decidirá qué pruebas adicionales son necesarias.

Las pruebas adicionales podrían comenzar con un análisis de sangre para verificar los niveles hormonales y la genética (tanto para hombres como para mujeres), y la calidad del óvulo. Las mujeres se realizarían pruebas adicionales, incluyendo una histerosalpingografía y una laparoscopia. Una histerosalpingografía es un examen de rayos X que consiste en inyectar un medio de contraste en el útero para detectar obstrucciones dentro de las trompas de Falopio. No requiere anestesia. La laparoscopía es un procedimiento quirúrgico que se realiza en un hospital. Un laparoscopio delgado y flexible se inserta a través de una incisión en su abdomen. Esto le proporciona al médico una mejor visión de las trompas de Falopio. Ambas pruebas también se utilizan para detectar pólipos o tumores en el útero.

La ecografía transvaginal es otra prueba para las mujeres. Usualmente se realiza en el consultorio del médico, un técnico médico inserta un pequeño instrumento de mano, cubierto de látex, dentro de su vagina. El instrumento está conectado a una pantalla, donde el técnico puede ver las imágenes de la parte interna del útero y las trompas de Falopio. El técnico enviará las imágenes a su médico para que las revise.

Para los hombres, la primera prueba será recoger una muestra de su semen (el líquido que se eyacula del pene) para examinar su recuento de espermatozoides, la calidad y el movimiento. Los médicos le pedirán al hombre una muestra de su semen para examinar la calidad de su esperma, el recuento de espermatozoides (cuanto mayor sea el recuento, mejor) y lo bien que se mueven (lo cual es importante con el fin de encontrarse con el óvulo de la mujer).

Los hombres se someterán a más exámenes físicos, incluyendo un examen por lesiones anteriores en los testículos o el pene, secreción (líquido que no debería estar presente en el pene del hombre), una inflamación o ampliación de la próstata, un varicocele (venas dilatadas en el interior de la piel alrededor de los testículos), fiebres altas recientes e historial de paperas. Una biopsia de los testículos del hombre puede ser necesaria para obtener una mejor muestra de esperma.

¿Se puede prevenir o evitar la infertilidad?

Algunas causas de infertilidad pueden prevenirse o evitarse. Tanto los hombres como las mujeres pueden dar pasos hacia una vida saludable. Una vida saludable es importante cuando se busca tener un bebé. Haga ejercicio regularmente, coma sano, baje de peso si tiene sobrepeso y maneje su estrés.

Tratamiento de la infertilidad

El tratamiento de la infertilidad se basa en la causa de su infertilidad. Para las mujeres, podría implicar medicamentos para estimular sus ovarios. Esto ayudará a que sus ovarios produzcan más óvulos para aumentar las oportunidades de quedar embarazada. Otro medicamento está diseñado para detener su período de seis a nueve meses. Este enfoque se utiliza en mujeres que tienen endometriosis. Detener sus períodos da tiempo a su cuerpo para deshacerse del tejido endometrial en el exterior de su útero, lo cual interfiere con el embarazo. No puede quedar embarazada mientras está en tratamiento para la endometriosis.

Un tratamiento no quirúrgico para las mujeres se llama inseminación intrauterina (IIU). Este procedimiento inserta espermatozoides sanos en el útero de la mujer en el momento de la ovulación. Se puede hacer en el consultorio del médico y es menos costoso y complejo que la fecundación in vitro (FIV). La FIV requiere la estimulación de los ovarios con hormonas, la remoción del óvulo de la mujer, la fertilización en el laboratorio con el esperma y volver a ponerlo de nuevo en el útero de la mujer. No hay garantía de que la IIU o FIV den como resultado un embarazo.

Para los hombres, el tratamiento puede incluir cambios de estilo de vida simples (una vida saludable, reducir el consumo de alcohol, la eliminación de sustancias nocivas y mantener sus testículos fríos). Ciertos medicamentos pueden aumentar el conteo de espermatozoides de un hombre. La cirugía puede revertir un bloqueo o reparar un varicocele. Una pequeña intervención quirúrgica puede obtener espermatozoides si un hombre es incapaz de eyacular.

Vivir con la infertilidad

Vivir con la infertilidad es emocionalmente difícil. La decepción por no quedar embarazada después de probar cada mes puede ser difícil en las relaciones y para su propia salud emocional y personal. Es difícil ver a los amigos, familiares, e incluso extraños tener bebés cuando usted no puede. Para aquellas mujeres que intentan el tratamiento de FIV, las hormonas y los medicamentos estimulantes del óvulo pueden afectar su salud emocional. Los estudios a largo plazo sugieren que pueden afectar a su salud física también (posibles vínculos con cáncer de mama y de ovario). Si usted está experimentando infertilidad, hable con su médico acerca de cómo hacer frente a la decepción cada mes. A veces, un grupo de apoyo puede ayudar. Algunas parejas recurren a la adopción después de intentar sin éxito tener un bebé a través del embarazo.

Preguntas para hacerle a su médico

  • Si he pasado la edad de 35 años, ¿tengo que esperar un año antes de hacerme pruebas de infertilidad?
  • ¿Cuál podría ser la razón de mi infertilidad si mis pruebas y las de mi pareja están bien?
  • ¿A qué edad disminuye la fertilidad?
  • ¿Cuál es el mejor momento del ciclo mensual para quedar embarazada?
  • Si actualmente estoy usando un método anticonceptivo, ¿cuánto debo esperar entre dejar de usar el método anticonceptivo y tratar de quedar embarazada?
  • ¿Los dispositivos de control de la natalidad causan infertilidad?