Cómo vivir con diabetes De qué manera ayudar un MCG

Notas del médico

Lea historias de médicos de familias reales.

El uso de un sistema de monitoreo continuo de glucosa (MCG) puede ayudar a algunos pacientes con diabetes a evitar que su nivel de glucosa en sangre suba o baje demasiado.

por Dr. Cate Buley

Sobre el Autor
Dr. Cate Buley
Dra. Cate Buley, Miembro de la Academia Estadounidense de Médicos de Familia (FAAFP, por sus siglas en inglés), ha practicado la medicina familiar de espectro completo en lugares remotos de Alaska durante 20 años. Actualmente, es la Directora Médica de Clínicas de Atención Primaria del Consorcio Regional de Salud del Sureste de Alaska (SEARHC, por sus siglas en inglés) en Juneau. Además de practicar medicina familiar, pasa gran parte de su tiempo liderando equipos de centros de atención médica para desarrollar comunidades saludables en el sureste de Alaska. Sus intereses especiales incluyen la atención médica para las personas indígenas estadounidenses/nativas de Alaska (AI/AN, por sus siglas en inglés) y sus comunidades, la salud de la población, la telemedicina y el aseguramiento de la salud.
Mostrar más

Las innovaciones en el cuidado de la salud permiten que los pacientes que viven con enfermedades crónicas, como la diabetes o la presión arterial alta, controlen su condición. Este sistema les permite comunicarse con su médico de familia de manera oportuna, cuando sea necesario. Un ejemplo para algunos pacientes que viven con diabetes es el sistema de monitoreo continuo de glucosa (CGM).

Un CGM es un elemento con un pequeño sensor que se adhiere a la parte posterior del brazo con un adhesivo. Con un MCG, los pacientes con diabetes pueden medir su glucosa en sangre a lo largo del día. Esta información los ayuda a realizar ajustes diarios rápidamente para evitar que su nivel de glucosa en sangre suba o baje demasiado. Algunos ajustes incluyen cambios en sus hábitos alimenticios y nivel de ejercicio.

El uso de un MCG no es adecuado para todas las personas que tienen diabetes. Además, es importante saber que es posible que su seguro médico no cubra este tipo de monitor. Algunos planes solo cubrirán un MCG para pacientes que cumplen con los requisitos específicos establecidos por la compañía de seguros. Su médico de cabecera puede ayudarlo a determinar el enfoque correcto para controlar su nivel de azúcar en sangre.

Mary (nombre ficticio) es una paciente que consulta con un médico de familia en mi clínica. Como empleada de una aerolínea, le resultó difícil vivir con diabetes. Su ocupada agenda de viajes le dificultaba controlar su diabetes tan bien como quería. Mary tomó metformina durante un tiempo, pero su nivel de A1C aun era alto en un 8,9%. Esto equivale a un nivel de azúcar en sangre de 240 miligramos por decilitro (mg/dL). Un nivel normal de A1C está por debajo del 5.7%. Un nivel normal de azúcar en sangre en ayunas o antes de las comidas es inferior a 99 mg/dL. Mary se sintió especialmente frustrada por tratar de incluir en su horario los controles de rutina de la diabetes con su médico de cabecera.

Su médico de cabecera le recomendó que probara un MCG. Usted tiene la libertad de elegir con qué frecuencia utilizarlo. Una opción es colocar un nuevo sensor CGM cada 14 días sin interrupciones en el uso. Otra opción es usar un sensor CGM solo durante 2 semanas (14 días seguidos) por mes. Esto le da a la piel del brazo un descanso de cualquier irritación. Durante las semanas en las que no está usando el MCG, su médico puede recomendarle que controle su nivel de azúcar en sangre utilizando un monitor de glucosa en sangre (prueba de punción digital). Puede obtener resultados del MCG mediante un teléfono inteligente, una computadora o un lector especial. Si el consultorio de su médico utiliza un portal para pacientes, es posible que pueda enviar informes mensuales del MCG a su registro médico de forma electrónica.

Después de hablar con su médico, Mary decidió usar un MCG para medir su glucosa en sangre 2 semanas al mes. La información del MCG la ayudó a hacer ajustes en tiempo real en sus actividades y hábitos alimenticios. Envió el informe del MCG mensualmente a su médico de cabecera a través del portal para pacientes de nuestra clínica. Su médico analizó el informe todos los meses. Luego, le dio a Mary la opción de programar una visita al consultorio en persona, una cita de telemedicina o una visita virtual a través del portal del paciente (también llamada visita electrónica). Mediante una combinación de telemedicina y visitas virtuales, Mary pudo consultar con su médico todos los meses en horarios que se ajustaban a su agenda.

Estas revisiones mensuales de los niveles de glucosa en sangre de Mary aumentaron la comunicación entre ambos. Pudieron trabajar para lograr sus objetivos de salud relacionados con la diabetes de manera más eficaz. Por ejemplo, hablaron sobre cambios en la dieta y ejercicio regular que se ajustarían a su horario de viaje. El médico de Mary también le recetó un nuevo medicamento inyectable una vez a la semana. Este medicamento está diseñado para aumentar la producción de insulina y reducir el azúcar en sangre. También puede ralentizar la digestión, disminuir el apetito y ayudarla a perder peso. Este medicamento se adapta al estilo de vida de Mary y respalda sus objetivos de salud.

Después de 4 meses de usar un MCG durante 14 días al mes y recibir comentarios regulares, Mary y su médico están emocionados de ver una mejora en su salud respecto de su diabetes. Comenzó con el nuevo medicamento inyectable y ha perdido 10 libras. Su A1C ahora es del 6,9%, lo que equivale a un nivel de azúcar en sangre de 168 mg/dL. El uso de un MCG, la administración constante de sus medicamentos y una mayor comunicación con su médico le dieron a Mary la confianza y el apoyo necesarios para hacerse cargo de su diabetes. La telemedicina y las visitas virtuales han funcionado bien para sus controles de diabetes de rutina. El médico de Mary también le ha recordado que programe una cita en el consultorio en persona pronto para someterse a un examen anual de la vista, un examen de los pies y pruebas de laboratorio.

Consejos rápidos

Si usa un MCG, mantenga una carpeta de archivos en su computadora o teléfono inteligente para almacenar sus informes mensuales. Esto le ayudará a organizarse cuando sea el momento de compartir su informe más reciente con su médico de cabecera. Si tiene un teléfono inteligente compatible, es posible que pueda compartir los datos de MCG con su equipo de atención médica de forma remota. Consulte con su médico para averiguarlo.