Convirtiéndose en padres: lo que significa para las parejas

Tener un bebé cambia muchas cosas en el hogar, incluida la relación con su pareja. Los siguientes son algunos consejos para ayudarlo a mantener una conexión fuerte.

El camino al bienestar

Trabajen juntos y pasen tiempo juntos

Cuidar a un bebé es un trabajo de 24 horas, especialmente en los primeros meses. Entre la alimentación y los cambios de pañales, puede ser difícil encontrar tiempo para usted o para el otro. Es útil compartir las responsabilidades de cuidado de niños con su pareja. Esto le ayudará a apreciarse el uno al otro. También le da a cada uno un descanso.

Además, es importante pasar tiempo solos juntos como pareja. Intente conectarse con su pareja todos los días, incluso durante unos minutos. Planifique una fecha cada semana o dos, si es posible. Pídale a un amigo o pariente que se quede con el bebé para que ustedes dos puedan salir. Si no tiene a nadie para cuidar niños, planifique una cita en casa. Cuando el bebé se vaya a dormir, disfrute de una buena cena o vea una película.

Hable de sus sentimientos

Tener un nuevo bebé es un momento feliz, pero puede ser estresante. Sentirá muchas emociones. Sentimientos como la ira, los celos y la tristeza pueden acumularse cuando tiene menos tiempo para el otro. Si no resuelve estos sentimientos juntos, pueden dañar su relación. Tómese el tiempo para hablar sobre los sentimientos de uno con el otro. Hable antes de acostarse o durante una comida mientras el bebé duerme. Busque otras oportunidades para hablar, como hacer las tareas domésticas juntas. Si encuentra el tiempo a diario para reconectarse, continuará fortaleciendo su relación.

Sea justo

Todas las parejas tienen discusiones, especialmente en tiempos estresantes. Cuando no esté de acuerdo, recuerde ser justo. Sea directo y honesto cuando algo le molesta. No se digan cosas ofensivas ni se culpen unos a otros. Explique por qué está molesto y cómo cree que se debe manejar el problema. Escuche los sentimientos de su pareja. Y reconcíliese cuando la discusión termine.

Trate de no discutir en frente de su hijo. Si lo hace, asegúrese de resolver el problema delante de ellos también. Es importante que los niños sepan que sus padres se aman. También les enseña cómo resolver problemas.

Aspectos a tener en cuenta

Con todos los cambios de convertirse en padres, es importante ajustar sus expectativas. Si puede, trate de prepararse para esto con anticipación. Puede contratar a una empleada doméstica para que haga las tareas. Pídales a amigos y familiares que traigan comidas precocidas. Cree un horario para ayudar a mantenerse organizado. Hacer ajustes desde el principio puede disminuir el estrés y ayudarlo a usted y a su pareja a llevarse bien.

Cuándo consultar a su médico

Si usted y su pareja tienen problemas para sobrellevar la situación, contacte a su médico. Pueden tener recursos o recomendaciones que ayudan. Algunos padres se benefician del asesoramiento grupal o familiar. Comuníquese con su médico de inmediato si nota signos de depresión.