Boca y dientes: cómo mantenerlos sanos

Cuidar bien la boca y los dientes durante toda la vida puede ayudar a prevenir tanto problemas dentales como médicos. Puede hacerlo cepillando y usando hilo dental todos los días, y visitando a su dentista regularmente.

El camino hacia una mejor salud

Tener una boca sana es más importante de lo que piensa. Considere todo lo que espera que haga la boca todos los días. Usa la boca para comer, sonreír, hablar y más. La mala salud bucal puede afectar todas estas cosas.

Tener una boca, dientes y encías saludables también puede tener beneficios generales para la salud. Las enfermedades sistémicas como la diabetes y las enfermedades cardíacas mejoran con una mejor salud dental.

La buena salud bucal no es difícil de lograr, pero requiere disciplina. Siga estos consejos para cuidar la vida de la boca y los dientes.

Bebés y niños

El primer par de dientes de un bebé se forma casi por completo al nacer. Al principio, estos dientes se “esconden” debajo de las encías. Por lo general, a los bebés les sale el primer diente cuando tienen alrededor de 6 meses. Estos dientes de leche le permiten al bebé masticar comida y hablar bien. El primer grupo de dientes del bebé también tiene el espacio donde eventualmente estarán los dientes permanentes. Ayudan a que los dientes permanentes crezcan rectos.

Puede encontrar consejos sobre cómo cuidar los dientes del bebé aquí. Puede encontrar consejos para los dientes de sus hijos aquí. En general, asegúrese de seguir estas sugerencias.

  • Limpie los dientes nuevos del bebé todos los días. Cuando los dientes salgan por primera vez, límpielos frotándolos suavemente con un paño limpio y húmedo. Cuando los dientes sean más grandes, use un cepillo de dientes para niños.
  • Limite el uso de chupones. Pueden afectar la salud bucal y la forma en que crecen los dientes.
  • No deje que su bebé se duerma con un biberón. Esto puede dejar leche o jugo en los dientes y causar caries que se conocen como “caries de biberón”.
  • Los niños menores de 2 años no deben usar pasta de dientes. En cambio, use agua para cepillar los dientes de su hijo.
  • Enseñe a sus hijos cómo cepillarse los dientes adecuadamente y la importancia de mantenerlos limpios. Asegúrese de que también se cepillen la lengua. También asegúrese de que escupan toda la pasta de dientes y que no la traguen.
  • Lleve a sus hijos al dentista regularmente. La Asociación Dental Americana recomienda que los niños vean a su dentista a partir del primer año de edad.
  • Anime a los niños mayores a comer bocadillos bajos en azúcar, como frutas, queso y verduras. Evite darle a su hijo dulces pegajosos y masticables.

Adolescentes

El cuidado oral continuo es importante a medida que sus hijos se convierten en adolescentes. Ahora tienen dientes adultos (permanentes). Ayudarlos a cuidar la boca y dientes les ayudará a tener aliento fresco, una sonrisa agradable y menos caries. Estas son algunas cosas simples que pueden hacer:

  • Cepillarse los dientes al menos dos veces al día con una pasta dental con flúor. Cepillarse también la lengua.
  • Usar hilo dental al menos una vez al día.
  • No fumar ni masticar tabaco, que puede manchar los dientes, dar mal aliento y causar cáncer.
  • Usar el casco protector adecuado mientras practica deportes de contacto.
  • Visitar al dentista cada 6 meses para hacerse chequeos y limpiezas regulares.

Adultos

Mantener un buen cuidado de la boca y los dientes siendo un adulto puede ayudarlo a evitar la pérdida de dientes, encías dolorosas, u otros problemas. Si tiene algún problema con los dientes o tiene dudas sobre la boca, consulte a su médico o dentista de inmediato.

Aquí hay algunas cosas útiles que puede hacer:

  • Cepíllese los dientes al menos dos veces al día con una pasta dental con flúor.
  • Use hilo dental al menos una vez al día.
  • No fume ni mastique tabaco.
  • Pregúntele a su médico si sus medicamentos tienen efectos secundarios que podrían dañar sus dientes. (Por ejemplo, algunos medicamentos pueden hacer que tenga la boca seca).
  • Regularmente, busque dentro de la boca llagas que no cicatricen, irritación en las encías u otros cambios.
  • Visite al dentista cada 6 meses para hacerse chequeos y limpiezas regulares.

Aspectos a tener en cuenta

Cuando no cuida bien sus dientes y boca, puede experimentar los siguientes problemas.

  • Caries. Las caries son causadas por la caries dental. Sus dientes pueden cariarse cuando usted no se cepilla ni usa hilo dental regularmente para quitar los restos de comida. Si no se tratan, las caries pueden causar dolor en los dientes, infectarlos, e incluso pueden provocar la pérdida de los mismos.
  • Enfermedad de las encías. La enfermedad de las encías ocurre cuando la placa se acumula a lo largo de la línea de las encías. La enfermedad de las encías es una infección del tejido que sostiene los dientes. Puede resultar en que los dientes se aflojen con el tiempo. También hay evidencia de que la enfermedad de las encías está relacionada con la enfermedad cardíaca. Los expertos no están seguros acerca de si la enfermedad de las encías lo hace más propenso a tener enfermedades del corazón, o viceversa.
  • Cáncer oral.Fumar, masticar tabaco y beber alcohol pueden aumentar el riesgo de contraer cáncer oral (cáncer en la boca). La mala higiene oral por sí sola podría no aumentar el riesgo de cáncer oral. Sin embargo, cuando la combina con cualquier otro factor de riesgo, esto aumenta drásticamente sus posibilidades de contraer cáncer.
  • Baja autoestima.Cuando sus dientes no están limpios, tiene mal aliento. El mal aliento puede hacerlo sentir incómodo en el trabajo, la escuela y en situaciones sociales. Esto puede hacer que sea reacio a interactuar. La mala salud oral sostenida durante mucho tiempo puede provocar la pérdida de dientes, lo que puede hacer que sonría menos. Todas estas cosas pueden dañar la autoestima o el modo como se ve a sí mismo.

Si tiene dolor en la boca o en los dientes, no lo ignore. Consulte a un médico o dentista de inmediato. Cuanto más espere, peor podría ser para la boca.

Además, visite al dentista dos veces al año para que le limpie los dientes. Si el dentista le diagnostica enfermedad de las encías, comparta este diagnóstico con su médico clínico.

Preguntas para hacerle a su médico

  • ¿Puede mi dieta afectar mi salud bucal?
  • ¿Es mejor una pasta de dientes que otra?
  • ¿Me estoy cepillando los dientes de la manera correcta?
  • ¿Son seguros los empastes de amalgama?
  • ¿Es seguro tener un tratamiento de endodoncia?
  • ¿Debo obtener una dentadura postiza o un implante dental?

Recursos

Institutos Nacionales de la Salud, MedlinePlus: Salud dental