Tuberculosis

Última actualización febrero 2021 | Este artículo fue creado por el personal editorial de familydoctor.org y revisado por Robert “Chuck” Rich, Jr., MD, FAAFP

¿Qué es la tuberculosis?

La tuberculosis, también llamada TB, es una infección causada por bacterias. La tuberculosis suele afectar los pulmones. Pero también puede afectar otras partes del cuerpo. Podría incluir las articulaciones, los riñones, la columna vertebral y el cerebro.

Existen 2 tipos de rayos TB:

  • TB latente o inactiva:Las bacterias están presentes en su cuerpo pero no lo enferman ni lo vuelven contagioso. Su sistema inmune protege al cuerpo de las bacterias. No puede transmitir la enfermedad.
  • TB activa:Las bacterias están presentes y provocan síntomas. Su sistema inmunológico no pudo combatirlas. Pueda ser capaz de transmitir la enfermedad.

Si no se trata adecuadamente, la tuberculosis puede ser fatal.

Síntomas de la tuberculosis

Sus síntomas dependerán de la zona del cuerpo afectada. Por lo general, la tuberculosis afecta los pulmones. Los síntomas de la tuberculosis activa en los pulmones incluyen:

  • Tos grave que dura 3 semanas o más
  • Tos con sangre o esputo (mucosidad del interior de los pulmones)
  • Dolor en el pecho
  • Fiebre
  • Fatiga
  • Pérdida del apetito
  • Pérdida de peso involuntaria
  • Escalofríos
  • Sudores nocturnos

Si la tuberculosis afecta sus articulaciones, puede desarrollar un dolor parecido a la artritis. Si la tuberculosis le afecta la vejiga, es posible que le duela ir al baño y que haya sangre en la orina. La tuberculosis en la columna vertebral puede causar dolor de espalda y parálisis de las piernas. La tuberculosis en el cerebro puede provocar dolores de cabeza y náuseas.

Las personas sanas a menudo pueden combatir la infección. Por lo general, no desarrollan TB activa, pero las bacterias están latentes (inactivas) en sus pulmones. Si su cuerpo no puede contener la infección y las bacterias continúan creciendo, se puede desarrollar TB activa. Esto puede suceder años después de estar infectado. Suele ocurrir cuando algo hace que su sistema inmune se debilite. La mayoría de las veces, tendrá síntomas si tiene TB activa. En algunos casos, las personas tienen tuberculosis activa y no lo saben.

¿Qué causa la tuberculosis?

La tuberculosis es causada por bacterias. Las bacterias se transmiten por el aire de una persona a otra. La bacteria ingresa al aire cuando una persona con TB activa en la garganta o los pulmones habla, se ríe, estornuda o tose. Cualquiera que esté cerca puede respirar ese aire con las bacterias. Luego, se infecta.

La bacteria de la tuberculosis se transmite solo a través del aire. No se puede contraer la tuberculosis por:

  • Estrechar la mano de alguien
  • Compartir comida o bebida
  • Compartir cepillos de dientes
  • Tocar algo que haya tocado una persona infectada

Una vez que inhala las bacterias, se asientan en sus pulmones y comienzan a crecer. A veces, las bacterias pasan de los pulmones a otras áreas del cuerpo. Estas podrían ser los riñones, la columna vertebral y el cerebro.

Cuando tiene una infección activa en los pulmones o la garganta, usted puede contagiar. Significa que puede transmitir la enfermedad a otras personas. Cuando la enfermedad está en otras partes de su cuerpo, y no en sus pulmones o garganta, generalmente no puede contagiarla.

No es fácil contraer tuberculosis. Por lo general, debe estar en contacto cercano con alguien que tenga TB activa. Debe estar cerca de esta persona durante un período de tiempo prolongado. La tuberculosis tiende a transmitirse entre familiares, amigos cercanos y personas que viven o trabajan juntas.

Si se infecta, corre un mayor riesgo de desarrollar la enfermedad de tuberculosis activa si tiene un sistema inmunológico debilitado. Estos podría incluir a:

  • Infantes y niños pequeños
  • Personas con enfermedades crónicas como diabetes
  • Personas con VIH/SIDA
  • Destinatarios de trasplante de órganos
  • Pacientes con cáncer que están en quimioterapia

¿Cómo se diagnostica la tuberculosis?

El método más utilizado para detectar la tuberculosis es una prueba cutánea. También se pueden utilizar análisis de sangre. Si tiene una prueba cutánea o un análisis de sangre positivos, significa que ha estado expuesto a una persona con tuberculosis. Ha sido infectado con la bacteria que causa la enfermedad. La prueba no le dice si tiene una infección de TB latente o si tiene la enfermedad de TB activa.

Si su prueba cutánea es positiva, es probable que le hagan una radiografía de tórax y un examen físico. Esto le dirá a su médico qué tipo de tuberculosis tiene. Por lo general, una persona puede estar infectada con la bacteria que causa la tuberculosis pero no tener TB activa. De las personas que están infectadas con la bacteria, solo unas pocas (alrededor del 10%) desarrollan TB activa.

¿Se puede prevenir o evitar la tuberculosis?

La mejor manera de prevenir la infección por tuberculosis es evitar estar en contacto cercano con una persona que tiene la enfermedad de TB activa.

Existe una vacuna contra la tuberculosis. Se usa en países donde la tuberculosis es común. No se usa con frecuencia en los Estados Unidos porque las posibilidades de infectarse con tuberculosis son bajas.

Tratamiento de la tuberculosis

La tuberculosis se trata con medicamentos antibióticos. Los medicamentos que recomiende su médico dependerán de muchos factores. Estos incluyen su edad, su salud, si su TB está activa o latente y si su TB es resistente a los medicamentos. Esto significa que ciertos medicamentos no funcionarán.

Deberá tomar sus medicamentos para la tuberculosis durante 6 a 9 meses. Su médico le dirá exactamente cómo y cuándo tomar su medicamento y durante cuánto tiempo. Es muy importante que siga cuidadosamente las instrucciones de su médico. Tome su medicamento a la misma hora todos los días. No omita dosis ni deje de tomar su medicamento. Esto podría hacer que su TB sea más difícil de tratar.

Si está infectado con tuberculosis pero no tiene TB activa, puede tomar medicamentos para prevenir el desarrollo de la enfermedad. A esto se le llama terapia preventiva. Si sigue cuidadosamente las instrucciones de su médico, no desarrollará la enfermedad de TB.

¿Qué medicamentos se utilizan para tratar la tuberculosis?

Los medicamentos comunes que se usan para tratar la tuberculosis incluyen:

  • Isoniazida
  • Rifampicina
  • Etambutol
  • Pirazinamida

Según las recomendaciones de su médico, puede tomar uno o más de estos medicamentos, que no suelen provocar efectos secundarios. Sin embargo, los medicamentos para la tuberculosis pueden dañar su hígado.

No beba alcohol ni tome acetaminofén (una marca: Tylenol) mientras toma medicamentos para la tuberculosis. El alcohol y el acetaminofén pueden aumentar el riesgo de problemas hepáticos. Siempre consulte con su médico antes de tomar cualquier otro medicamento. Algunos medicamentos interactúan con los medicamentos para la tuberculosis y pueden causar efectos secundarios.

Mientras toma estos medicamentos, es posible que su médico quiera controlarlo todos los meses. Por ejemplo, es posible que deba visitar a su médico para hacerse pruebas, obtener otra receta y comprobar si hay efectos secundarios o problemas.

Aunque los efectos secundarios de los medicamentos para la tuberculosis no son comunes, pueden ser graves. Llame a su médico de inmediato si tiene alguno de estos síntomas:

  • Náusea
  • Vómitos
  • Dolor, sensibilidad o malestar abdominal
  • Visión borrosa o daltonismo
  • Orina oscura (color café)
  • Fiebre que dura 3 días o más
  • Ictericia (color amarillo de la piel y el blanco de los ojos)

Vivir con tuberculosis

Si tiene la enfermedad de TB activa, pasarán varias semanas de tratamiento antes de que deje de ser contagioso. Hasta entonces, es importante tomar medidas para no propagar la bacteria.

  • Siga las instrucciones de su médico para tomar su medicamento.
  • Cúbrase la boca y la nariz con un pañuelo de papel cada vez que tosa, estornude o se ría. Coloque el pañuelo en una bolsa cerrada antes de desecharlo.
  • Evite el contacto cercano con otras personas.
  • Duerma solo en un dormitorio. Ventile la habitación con frecuencia para que las bacterias no se queden en el lugar.
  • Quédese en casa y no vaya al trabajo o la escuela hasta que su médico le diga que puede regresar.

Si desarrolla la enfermedad de TB activa, es posible que deba ser controlado clínicamente por el resto de su vida. Esto podría incluir chequeos regulares y, probablemente, radiografías de tórax. Esto se hace para asegurarse de que se mantenga libre de la enfermedad de TB, incluso después de haber tomado el ciclo completo de medicamentos contra la tuberculosis.

Preguntas para hacerle a su médico

  • ¿Qué tan común es la tuberculosis en los Estados Unidos?
  • ¿Cómo contraje la tuberculosis?
  • Si tengo tuberculosis latente, ¿cuáles son mis posibilidades de desarrollar tuberculosis activa?
  • ¿Qué tratamiento es el mejor para mí?
  • Yo trabajo en un hospital. ¿Debo decirle a mi jefe que puedo haber contraído tuberculosis en el trabajo?
  • Si tengo tuberculosis activa, ¿durante cuánto tiempo podré contagiarla?
  • ¿Es seguro para mí estar con mi familia?
  • ¿Qué debo hacer si mis síntomas empeoran?
  • ¿Hay algo que pueda tomar para aliviar la tos?
  • Tomo otros medicamentos. ¿Es seguro tomarlos junto con mi medicamento para la tuberculosis?
  • ¿Con qué frecuencia necesitaré ver a mi médico?
  • ¿Se curará alguna vez mi tuberculosis?