Prolapso de la válvula mitral

¿Qué es el prolapso de la válvula mitral?

El prolapso de la válvula mitral es un problema en su corazón. Su corazón tiene cuatro cámaras. La válvula mitral controla el flujo de sangre entre 2 de las cámaras. Estas son la aurícula izquierda y el ventrículo izquierdo. Normalmente, cuando el corazón se relaja entre latidos, las dos valvas de la válvula mitral se abren para permitir que la sangre fluya desde la aurícula hasta el ventrículo. Las valvas normalmente se abren solo en una dirección y la sangre solo fluye en una dirección.

Si tiene prolapso de la válvula mitral, las valvas de la válvula mitral son «flexibles» y no se cierran correctamente. Algunas veces esto puede permitir que la sangre se filtre desde el ventrículo hacia la aurícula. Si esto sucede, puede experimentar síntomas.

Aproximadamente el 2% de los estadounidenses tienen prolapso de la válvula mitral. Lo tienen más mujeres que hombres.

Síntomas del prolapso de la válvula mitral

La mayoría de las personas no saben que tienen prolapso de la válvula mitral. A menudo no causa síntomas. Si la sangre vuelve a la aurícula, es posible que tenga síntomas que pueden incluir:

  • Sentir que su corazón se acelera o se salta latidos.
  • Dolor en el pecho que viene de vez en cuando.
  • Dificultad para respirar.
  • Mareos.
  • Ansiedad o pánico.

¿Qué causa el prolapso de la válvula mitral?

Los médicos no conocen la causa exacta del prolapso de la válvula mitral. Las personas generalmente nacen con esta afección. Tiende a ser hereditaria. Podría tener un mayor riesgo de prolapso de la válvula mitral si tiene ciertas afecciones, que incluyen:

  • Trastornos del tejido conectivo (síndrome de Marfan o Ehlers-Danlos).
  • La enfermedad de Graves.
  • Problemas esqueléticos, como la escoliosis.
  • Distrofia muscular.
  • Historia de fiebre reumática.

El envejecimiento también aumenta su riesgo.

¿Cómo se diagnostica el prolapso de la válvula mitral?

Por lo general, su médico encontrará prolapso de la válvula mitral durante un examen regular. Al escuchar a su corazón con un estetoscopio, su médico puede escuchar que la valva de su válvula mitral emite un chasquido. Si la sangre fluye de vuelta a la aurícula, su médico escuchará un sonido de «silbido». Este sonido se llama murmullo.

Para saber qué tan bien está funcionando su válvula, su médico puede ordenar un ecocardiograma. El ecocardiograma proporciona una imagen de su corazón que muestra su válvula a medida que la sangre fluye a través de ella. Esto puede ayudar a su médico a decidir si necesita tratamiento. Otras pruebas que pueden ayudar a diagnosticar el prolapso de la válvula mitral incluyen una radiografía de tórax o un electrocardiograma.

¿Se puede prevenir o evitar el prolapso de la válvula mitral?

No hay nada que pueda hacer para prevenir o evitar el prolapso de la válvula mitral. La mayoría de las personas nacen con él.

Una complicación del prolapso de la válvula mitral se llama endocarditis infecciosa (EI). Esta es una infección en su corazón. Si tiene prolapso de la válvula mitral, los antibióticos pueden evitar que contraiga EI. Si tiene un alto riesgo de contraer EI, puede tomar antibióticos antes de cirugías o trabajos odontológicos para evitar contagiarse la infección. Hable con su médico para sopesar los riesgos y beneficios de tomar antibióticos para prevenir la EI.

Tratamiento del prolapso de la válvula mitral

La mayoría de las personas que tienen prolapso de la válvula mitral no necesitan ningún tratamiento. Solo alrededor de 2 de cada 100 personas que tienen esta afección tienen complicaciones. Su médico le dirá si necesita tratamiento.

Algunas personas que tienen prolapso de la válvula mitral tienen que limitar la participación en deportes competitivos. Si el prolapso de la válvula mitral causa dolor en el pecho u otros síntomas, su médico puede recetarle medicamentos como betabloqueantes para mejorar sus síntomas. Si sus síntomas son más significativos, su médico podría recetarle otros medicamentos, como:

  • Anticoagulantes para reducir el riesgo de coágulos sanguíneos.
  • Diuréticos para eliminar el exceso de líquido.
  • Medicamentos para regular el ritmo cardíaco.
  • Vasodilatadores para ensanchar los vasos sanguíneos y reducir la carga de trabajo de su corazón.

Algunas personas pueden necesitar cirugía para solucionar el problema. Esto podría suceder si su válvula es muy anormal o si fluye mucha sangre en la dirección incorrecta. Su médico operará para reparar o reemplazar la válvula mitral.

Vivir con prolapso de la válvula mitral

La mayoría de las personas con prolapso de la válvula mitral pueden llevar una vida normal y activa. No tienen síntomas y no necesitan tratamiento. Si tiene síntomas, normalmente se pueden controlar con medicamentos.

Si tiene prolapso de la válvula mitral, necesita atención continua. Debe realizar visitas de seguimiento con su médico y controlar sus síntomas. Siempre tome los medicamentos que le recetaron. Llame a su médico si sus síntomas aumentan o empeoran. También es una buena idea hacer cambios de estilo de vida saludables para el corazón. Estos incluyen:

  • Mantener una dieta saludable.
  • Hacer ejercicio regularmente.
  • Dejar de fumar.
  • Dormir lo suficiente.
  • Controlar el estrés.

Preguntas para hacerle a su médico

  • ¿Cómo es que tengo prolapso de la válvula mitral? ¿Nací con eso?
  • ¿Es potencialmente mortal?
  • ¿Debo hacer algún cambio en mi estilo de vida, como dieta o ejercicio?
  • ¿Cuáles son algunos síntomas que indicarían que mi afección está empeorando?
  • ¿Tengo riesgo de padecer endocarditis bacteriana?
  • Si es así, ¿qué tipo de procedimientos médicos u odontológicos me ponen en riesgo de infección?
  • ¿Necesitaré antibióticos antes de pasar por uno de estos procedimientos?