Embarazo: qué esperar cuando ya ha pasado la fecha prevista para el parto

Embarazo: qué esperar cuando ya ha pasado la fecha prevista para el parto Family Doctor Logo

¿Cuándo se considera que un embarazo se ha pasado de la fecha prevista para el parto?

Por lo general, un embarazo dura de 38 a 42 semanas. Se considera que un embarazo se ha pasado de la fecha prevista si dura más de 42 semanas. “Embarazo postérmino”, “embarazo prolongado” y “embarazo después de la fecha prevista” son otras frases que se utilizan para describir un embarazo que dura más de 42 semanas.

¿Cómo se determina mi fecha prevista para el parto?

Una forma de calcular su fecha prevista es contar 40 semanas después del primer día de su último período menstrual. Sin embargo, algunas mujeres no recuerdan cuándo fue el primer día de su último período o no están seguras exactamente de cuándo quedaron embarazadas. Puede ser particularmente difícil calcular una fecha exacta para el parto si queda embarazada poco después de haber dejado de tomar píldoras anticonceptivas. Un ultrasonido, también llamado ecografía, que se realiza en las primeras etapas del embarazo le puede dar a su médico información que sea de ayuda para calcular la fecha prevista para el parto.

¿Qué pasa si mi embarazo se prolonga más allá de la fecha prevista?

Si el embarazo se prolonga 1 semana después de la fecha prevista para el parto, su médico probablemente empezará a revisar al bebé con más atención. El médico puede usar un monitor fetal electrónico para revisar cómo los movimientos del bebé afectan el ritmo cardiaco de él o de ella. Esto se conoce como prueba sin estrés. Además, el médico puede hacer un ultrasonido para revisar cuánto líquido amniótico hay alrededor del bebé. Un ultrasonido puede utilizarse para revisar la posición del bebé y para ver cuánto se está moviendo. (Usted debe seguir sintiendo los movimientos del bebé a lo largo del embarazo. Si siente menos movimientos, llame a su médico).

Hacia el final del embarazo, el cérvix (la abertura hacia el útero o matriz) se ablanda. Es posible que incluso se abra un poco (esto también se conoce como dilatación). Si ya pasó la fecha prevista para el parto, el médico hará un examen para comprobar si su cérvix se está ablandando y abriendo.

Dependiendo de cómo se encuentren usted y el bebé, el médico puede recomendar el uso de ciertos medicamentos y otros métodos para inducir (iniciar) el trabajo de parto. Esto se realiza para evitar complicaciones (por ejemplo, un bebé que esté tan grande que no pueda nacer por vía vaginal) o el sufrimiento fetal. El sufrimiento fetal ocurre cuando el bebé no recibe suficiente oxígeno, lo que hace que el ritmo cardiaco del bebé disminuya y este no sea capaz de tolerar el estrés del parto. Muchos médicos inducen el trabajo de parto si una mujer ya se ha pasado 2 semanas de la fecha prevista.

¿Cómo inducirá el parto el médico?

Hay muchas formas en las que su médico puedeinducir el trabajo de parto, como las siguientes:

  • Usar medicamentos o un aparato especial para ayudar a que su cérvix se ablande y se abra.
  • “Romper la fuente” al hacer una pequeña abertura en el saco que contiene el líquido amniótico. Esto no es doloroso, pero puede sentir que el líquido sale cuando se rompe el saco amniótico.
  • Ponerse guantes y con un dedo separar el saco amniótico de la pared del útero. Esto se conoce como “separar las membranas” o “desprender las membranas”. Puede sentirse incómodo y ocasionar calambres o manchado. Este método libera hormonas que pueden hacer que el trabajo de parto inicie para algunas mujeres.
  • Darle un medicamento llamado oxitocina (nombre de marca: Pitocin). Este iniciará sus contracciones y ayudará a que sean fuertes y regulares. La oxitocina se administra por vía intravenosa (por medio de una aguja intravenosa en la vena). Por lo general, empieza a funcionar en 1 a 2 horas.

¿Puedo iniciar el trabajo de parto sola?

Quizá haya escuchado maneras para que usted misma inicie el trabajo de parto (por ejemplo, al tener relaciones sexuales, comer alimentos picantes o dar una caminata prolongada). No existe evidencia científica en relación a que estos métodos funcionen y algunos de ellos pueden ocasionar problemas. Para que usted y el bebé estén a salvo, hable con su médico antes de hacer cualquier cosa para tratar de inducir el trabajo de parto por su cuenta.