Trombosis venosa profunda | Tratamiento

Compartir:

¿Qué medicamentos se usan para tratar la DVT?

Las siguientes son las metas principales en el tratamiento de la DVT:

  • Evitar que el coágulo se agrande.
  • Prevenir que el coágulo se desprenda y se desplace a los pulmones.
  • Prevenir cualquier coágulo de sangre futuro.

Varios medicamentos se utilizan para tratar o prevenir la DVT. Los más comunes son los anticoagulantes (que también se llaman "diluyentes de la sangre"), como la warfarina o la heparina. Los anticoagulantes diluyen la sangre, a fin de que no se formen coágulos. La warfarina se toma en forma de píldora y la heparina se da por vía intravenosa (en las venas). Si usted no puede recibir heparina, es posible que su médico recete otro tipo de anticoagulante que se llama inhibidor de la trombina.

¿Cuáles son los efectos secundarios de los anticoagulantes?

Los anticoagulantes pueden hacer que usted sangre con más facilidad. Por ejemplo, podría notar que la sangre tarda más en coagular cuando usted se corta. También podría tener moretones con más facilidad. Si usted tiene sangrado abundante o inusual, llame a su médico de inmediato.

La warfarina puede provocar defectos de nacimiento. Las mujeres que están embarazadas no deben tomar warfarina.

Algunos otros medicamentos pueden afectar cuán bien funciona un anticoagulante. Si usted está tomando un anticoagulante, consulte a su médico antes de tomar cualquier medicamento nuevo, incluidos los medicamentos de venta libre o las vitaminas. Determinados alimentos ricos en vitamina K, como las verduras de color verde oscuro, también pueden afectar cuán bien funcionan los anticoagulantes.

¿Cuáles otros tratamientos se utilizan para la DVT?

Si usted no puede tomar medicamentos para diluir la sangre o si un anticoagulante no da resultado, es posible que su médico recomiende que se le coloque un filtro en la vena cava (la vena principal que regresa al corazón desde la parte inferior del cuerpo). Este filtro puede atrapar un coágulo a medida que atraviesa el torrente sanguíneo e impedir que llegue a los pulmones. Este tratamiento se utiliza mayormente en personas en las que varios coágulos de sangre se han desplazado a los pulmones.

La elevación de la pierna afectada y la compresión pueden ayudar a reducir la hinchazón y el dolor proveniente de la DVT. Su médico puede recetar medias de compresión graduadas para reducir la hinchazón en la pierna después de que se haya desarrollado un coágulo de sangre. Estas medias se utilizan desde el arco del pie hasta justo por encima o por debajo de la rodilla. Provocan una compresión (presión) suave de la pierna.

Escrito por personal editorial de familydoctor.org.

Revisado/actualizado: 04/14
Creado: 09/04

Compartir: