Rosácea

¿Qué es la rosácea?

La rosácea es una afección común de la piel que ocurre en el rostro.This is a text block. Click the edit button to change this text.

Síntomas de la rosácea

El primer signo de rosácea a menudo es el enrojecimiento. Puede aparecer como un rubor o una quemadura de sol en la nariz, las mejillas, la frente o la barbilla. Otros síntomas incluyen protuberancias rojas y llenas de pus y pequeños vasos sanguíneos. Para algunas personas, la piel de la nariz puede ponerse roja, espesa e hinchada debido al exceso de tejido. Esto se llama rinofima. La rosácea también puede afectar sus ojos, poniéndolos rojos o acuosos. Puede irritar e inflamar los párpados y la parte blanca del ojo. Esto se llama conjuntivitis.

¿Qué causa la rosácea?

Se desconoce la causa exacta de la rosácea. Las causas posibles incluyen defectos en el sistema inmune, nervioso o vascular. La rosácea tiende a ser hereditaria. La gente que tiene la piel clara y se sonroja fácilmente es más propensa a tenerla. Los síntomas a menudo comienzan en adultos de entre 30 y 60 años de edad. Las mujeres tienen más rosácea en las mejillas y la barbilla, mientras que los hombres son más propensos a tener rinofima. La rosácea tiende a ser más severa en los hombres.

¿Cómo se diagnostica la rosácea?

Comuníquese con su médico si tiene síntomas de rosácea. Su médico puede referirlo a un dermatólogo, que se especializa en afecciones de la piel.

¿Se puede prevenir o evitar la rosácea?

Debido a que se desconoce la causa de la rosácea, no se puede prevenir. Sin embargo, hay cosas que puede hacer para evitar los brotes. Estos incluyen cambios en su estilo de vida y entorno. Los desencadenantes varían según la persona y puede llevar tiempo identificarlos. Los factores desencadenantes comunes incluyen:

  • Calor directo o indirecto, como el sol o los baños calientes.
  • El clima, como las temperaturas cálidas o heladas y los vientos fuertes.
  • Productos ásperos para el cuidado de la piel.
  • Hacer ejercicio o sudar.
  • Estrés o ansiedad.
  • Alcohol.
  • Ciertos alimentos.
  • Menopausia.
  • Otras afecciones de la piel o la salud.

Tratamiento de la rosácea

La forma más común de tratamiento para la rosácea son los medicamentos. El tipo de medicamento que su médico recomiende dependerá de sus síntomas. Los medicamentos pueden incluir antibióticos en forma de píldoras, gel o crema. Estos funcionan bien para mejorar granos y protuberancias. El enrojecimiento de la piel es más difícil de tratar.

Pueden pasar dos o más meses hasta que el tratamiento funcione. A medida que sus síntomas mejoren, la cantidad de medicamento que tome se puede reducir o suspender. Es difícil saber por cuánto tiempo necesitará tratamiento para la rosácea. La piel de cada persona es diferente y es posible que su médico quiera adaptarse a su tratamiento.

Para casos severos de rosácea, la cirugía puede ser una opción. Se realiza con mayor frecuencia para tratar el rinofima. Los vasos sanguíneos agrandados en su rostro a veces pueden quitarse con una aguja eléctrica fina o con cirugía láser.

Vivir con rosácea

La rosácea no se puede curar, pero el tratamiento puede ayudar a aliviar los síntomas y a mejorar la apariencia de la piel. Recuerde siempre usar protector solar. Evite los factores desencadenantes conocidos para prevenir los brotes. Si no se trata, la rosácea puede empeorar con el tiempo. Esto puede tener efectos emocionales y sociales. Algunas personas pierden la autoestima y no les gusta que las vean en público por su apariencia. Es importante trabajar con su médico para tratar los síntomas y mejorar su calidad de vida.

Preguntas para hacerle a su médico

  • ¿Cómo sé si tengo rosácea?
  • ¿Qué tratamiento es mejor para mí y cómo funciona?
  • ¿Cuánto dura el tratamiento?
  • ¿Es posible que mi rosácea desaparezca por sí sola?
  • ¿Cómo evito que mis síntomas se agraven?
  • ¿Qué rutina de cuidado de la piel es la mejor para mí?
  • ¿Siempre tendré rosácea?