Artritis reumatoide

¿Qué es la artritis reumatoide?

La artritis reumatoide (RA) es un trastorno inflamatorio crónico (duradero). Provoca hinchazón y dolor en las paredes de las articulaciones. Puede afectar otras partes de su cuerpo, como las paredes del corazón y los pulmones.

Síntomas de la artritis reumatoide

La artritis reumatoide a menudo se presenta primero en las manos, muñecas, pies y rodillas. Puede afectar varias articulaciones al mismo tiempo, en ambos lados de su cuerpo. Por ejemplo, ambas muñecas pueden estar doloridas y rígidas. Las articulaciones de los dedos de las manos y los pies pueden ser algunos de los primeros lugares que presentan dolor y rigidez. Con el tiempo, la RA puede afectar otras articulaciones, como la mandíbula, los hombros y las caderas.

Los síntomas de la RA pueden incluir uno o más de los siguientes:

  • Articulaciones dolorosas e hinchadas, especialmente en sus manos, pies y rodillas.
  • Dificultad para mover las articulaciones.
  • Rigidez y dolor en las articulaciones, especialmente después de dormir.
  • Fiebre.
  • Fatiga.
  • Manos rojas e hinchadas.
  • Protuberancias duras (llamados nódulos reumatoides) justo debajo de la piel cerca de las articulaciones
  • Pérdida del apetito

¿Qué causa la artritis reumatoide?

La artritis reumatoide es una forma de artritis y un tipo de enfermedad autoinmune. Ocurre cuando el sistema inmunológico del cuerpo ataca su propio tejido articular. La causa exacta es desconocida.

¿Cómo se diagnostica la artritis reumatoide?

Su médico le realizará un examen físico y revisará sus síntomas. También puede solicitar análisis de sangre, radiografías o un análisis del líquido articular, que analiza el líquido en las articulaciones en busca de otras posibles causas de dolor.

¿Se puede prevenir o evitar la artritis reumatoide?

No se puede prevenir ni evitar la artritis reumatoide ya que se desconoce su causa. Sin embargo, puede aumentar sus posibilidades de desarrollar RA si:

  • Es de edad avanzada
  • Si es mujer
  • Es fumador
  • Tiene sobrepeso
  • Tiene antecedentes familiares de RA

Tratamiento para la artritis reumatoide

El tratamiento de la artritis reumatoide tiene como objetivo aliviar los síntomas, reducir el dolor, prevenir daños futuros y mejorar la calidad de vida. Hable con su médico sobre las opciones de tratamiento. Este puede ayudarle a decidir cuál es mejor para usted. Las opciones incluyen medicamentos, cirugía y cambios en el estilo de vida.

Medicamentos

Para los casos leves de RA, su médico puede sugerirle que tome medicamentos de venta libre (OTC) para reducir la inflamación. Estos incluyen aspirina (un nombre de marca: Bayer), ibuprofeno (un nombre de marca: Advil) o naproxeno (un nombre de marca: Aleve). Medicamentos como acetaminofén (un nombre de marca: Tylenol) pueden ayudar a aliviar el dolor y hacer que se sienta mejor. Su médico también le recetará medicamentos para ayudar a tratar la RA. Los analgésicos recetados y los medicamentos antiinflamatorios no esteroideos (AINE) se utilizan para reducir el dolor y la hinchazón. Estos medicamentos tienen algunos efectos secundarios y deben tomarse con prudencia.

Los medicamentos que controlan su sistema inmunológico (llamados inmunosupresores) también pueden usarse para combatir la RA. Cuando tiene RA, su sistema inmunológico está fuera de control. Estos medicamentos lo devuelven a la normalidad. Sin embargo, pueden afectar la capacidad de su sistema inmunológico para responder a las infecciones.

Su médico también puede recetarle un esteroide, como la prednisona. Los esteroides pueden reducir el dolor y la hinchazón, al mismo tiempo que ralentizan el daño a las articulaciones. Sin embargo, solo se pueden utilizar durante un breve período de tiempo. Cuanto más tiempo use esteroides (varios meses o años), menos efectivos se volverán. Los esteroides tienen efectos secundarios, como la aparición de moretones con facilidad, adelgazamiento de los huesos, cataratas y diabetes.

Los medicamentos antirreumáticos pueden ayudar a tratar la RA. Si comienza a tomar estos medicamentos lo suficientemente temprano, pueden retrasar el daño a sus articulaciones. Estos medicamentos funcionan lentamente y pueden pasar algunas semanas antes de que se sienta mejor. Su médico puede hacerle un análisis de sangre para garantizar que estos medicamentos sean seguros para usted. Algunos de estos medicamentos no deben tomarse si está embarazada.

Cirugía

Para los casos graves de RA o los casos que no se tratan eficazmente con medicamentos, la cirugía puede ser una opción. Los procedimientos pueden incluir corregir una deformidad o reemplazar una articulación. Los reemplazos de rodilla y de cadera son los más comunes. Los efectos de la cirugía pueden ayudar a aliviar el dolor y recuperar el movimiento articular. Hable con su médico sobre los beneficios y los riesgos de la cirugía.

Cambios en el estilo de vida

Hay cambios en el estilo de vida que puede realizar para ayudar a controlar la RA.

  • Perder peso, si tiene sobrepeso.
  • Mantener una alimentación saludable.
  • Dejar de fumar.
  • Hacer ejercicio suave y regularmente. Esto puede fortalecer los músculos alrededor de las articulaciones y reducir la fatiga. Los ejercicios aeróbicos acuáticos suaves y caminar son buenos ejercicios para probar. Si siente dolor en una nueva articulación mientras hace ejercicio, deténgase y descanse. Hable con su médico si el dolor persiste.
  • Use calor y frío. El calor relaja los músculos tensos y el frío adormece el dolor. Una forma de aplicar calor es tomar una ducha o un baño caliente de 15 minutos. Los tratamientos fríos incluyen bolsas de hielo o remojar las articulaciones en agua fría. No use estos métodos si tiene mala circulación.
  • Reduzca el estrés en sus articulaciones afectadas. Por ejemplo, los bastones pueden ayudarle a caminar. Las herramientas de agarre pueden ayudarle a recoger artículos. Pregúntele a su médico acerca de otras formas de facilitar su vida diaria.

Viviendo con artritis reumatoide

La artritis reumatoide es una enfermedad de por vida. Cuando se trata, puede desaparecer por un tiempo, pero generalmente regresa. Es importante consultar a su médico tan pronto como comiencen los síntomas. Cuanto antes comience el tratamiento, mejor será su resultado. Parte del daño de la RA es irreversible, por lo que es muy importante encontrar la enfermedad y tratarla a tiempo.

Si no se trata, puede causar otros problemas de salud. Sus manos pueden doblarse o torcerse. Otras articulaciones pueden deformarse. La inflamación afectará su cartílago y huesos. También pueden ocurrir problemas pulmonares y cardíacos. Hable con su médico si nota algún síntoma o problema nuevo.

Preguntas para hacerle a su médico

  • ¿Cómo sé si mi dolor en las articulaciones es causado por la artritis reumatoide?
  • ¿La RA es hereditaria?
  • ¿Qué medicamentos funcionarían mejor para mí y cuáles son los efectos secundarios?
  • ¿Hay algo que pueda hacer para prevenir los episodios de RA?
  • ¿Cuáles son los pros y los contras de la cirugía para tratar la RA?
  • ¿La RA afecta mi esperanza de vida?