Vacunas infantiles: Qué son y por qué su hijo las necesita

Última actualización noviembre 2022 | Este artículo fue creado por el personal editorial de familydoctor.org y revisado por Beth Oller, MD

Una vacuna es un tratamiento preventivo para ciertas enfermedades médicas. Estas son enfermedades causadas por infecciones y se transmiten de persona a persona. Las vacunas contienen una versión debilitada de la infección o versiones que se le parecen. La mayoría de las vacunas se administran en la infancia. Las vacunas infantiles ayudan al cuerpo de su hijo a desarrollar una protección contra la enfermedad si están expuestos a ella o cuando lo estén.

Las vacunas son importantes. No solo ayudan a mantener saludable a su hijo, sino que también ayudan a todos los niños al limitar la propagación de enfermedades y, posiblemente, eliminar enfermedades infantiles graves.

El camino hacia una salud mejor

Las vacunas infantiles son necesarias para ciertas situaciones, incluidos los viajes y la asistencia a la escuela. Y muchas personas tienen preguntas sobre las vacunas en general, entre ellas:

¿Cuándo debe vacunar a mi hijo?

Las recomendaciones sobre cuándo vacunar a su hijo cambian de vez en cuando. Puede obtener una copia de los calendarios de vacunación para niños y adolescentes más actualizados de la Academia Estadounidense de Médicos de Familia y los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC). O puede preguntarle a su médico de familia. Su hijo generalmente recibe su primera vacuna poco después de nacer..

¿Hay alguna razón por la que mi hijo no deba ser vacunado?

En situaciones especiales, los niños no deben ser vacunados. Por ejemplo, algunas vacunas no deben administrarse a niños que tienen ciertos tipos de cáncer o ciertas enfermedades. No se deben administrar vacunas a niños que toman medicamentos que reducen la capacidad del cuerpo para resistir infecciones.

Si su hijo ha tenido una reacción grave a la primera inyección de una serie de inyecciones, hable con su médico de familia sobre las ventajas y desventajas de administrarle a su hijo el resto de las inyecciones de la serie.

¿Las vacunas tienen efectos secundarios?

Algunas vacunas pueden causar efectos secundarios leves y temporales. Incluyen fiebre, dolor o un bulto donde se aplicó la vacuna. Su médico de familia le hablará sobre los posibles efectos secundarios de ciertas vacunas.

Hable con su médico si tiene alguna pregunta sobre si su hijo debe recibir o no una vacuna.

¿Qué es la vacuna contra la gripe (también llamada vacuna contra la influenza)?

Esta vacuna está disponible por inyección o por aerosol nasal. La vacuna en aerosol nasal contiene virus vivos pero debilitados. No puede contraer la gripe por la vacuna inyectada contra la gripe o la vacuna en aerosol nasal. La vacuna contra la gripe se administra al comienzo de la temporada de gripe, generalmente en octubre o noviembre.

La vacuna contra la gripe es segura para niños a partir de los 6 meses de edad. La vacuna en aerosol nasal es segura para niños a partir de los 2 años de edad. Los virus de la gripe cambian de un año a otro. Es importante que su hijo reciba la vacuna todos los años para que esté protegido. Los niños tienen más probabilidades de tener complicaciones a causa de la gripe, como tener que permanecer en el hospital o incluso morir.

¿Qué es la vacuna DTaP?

Esto es 3 vacunas en 1 inyección. Protege contra la difteria, el tétanos y la tos ferina. Se administra como una serie de 5 inyecciones. La primera se da cuando su hijo tiene 2 meses. La última se da cuando tiene entre 4 y 6 años. La difteria ataca la garganta y el corazón. Puede provocar insuficiencia cardíaca y la muerte. El tétanos también se llama «trismo». Puede provocar espasmos musculares graves y la muerte. La tos ferina (también llamada “tos convulsiva”) causa tos intensa. Hace que sea difícil respirar, comer y beber. Puede provocar neumonía, convulsiones, daño cerebral y la muerte. La vacuna DTaP protege a su hijo contra estas enfermedades durante unos 10 años. La vacuna Tdap se usa como refuerzo de la vacuna DTaP. Previene el tétanos, la difteria y la tos ferina. Se administra cuando su hijo tiene 11 años o más.

¿Qué es la vacuna contra el rotavirus?

La vacuna protege contra el virus llamado rotavirus. Los niños reciben una dosis a los 2 y 4 meses de edad, o una serie de tres dosis a los 2, 4 y 6 meses de edad. Depende de lo que recomiende su médico. Todas las dosis deben administrarse antes de los 8 meses de edad. El rotavirus causa diarrea, principalmente en bebés y niños pequeños. La diarrea puede ser grave y causar deshidratación, lo que a menudo requiere hospitalización. El rotavirus también puede causar vómitos y fiebre en los bebés.

Después de la vacunación contra el rotavirus, llame a su médico de familia si su hijo tiene dolor de estómago con llanto intenso (que puede ser breve), vómitos, sangre en las heces o si se muestra débil o muy irritable. Esto es especialmente importante dentro de los primeros siete días después de la vacunación contra el rotavirus. Comuníquese con su médico si su hijo tiene alguno de estos signos, incluso si han pasado varias semanas desde la última dosis de la vacuna.

¿Qué es la vacuna IPV?

La vacuna IPV (poliovirus inactivado) ayuda a prevenir la poliomielitis. Se administra cuatro veces como inyección, desde los 2 meses hasta los 6 años. La poliomielitis puede causar dolor muscular y parálisis de una o ambas piernas o brazos. También puede paralizar los músculos que se usan para respirar y tragar. Puede llevar a la muerte.

¿Qué es la vacuna MMR?

La vacuna MMR protege contra el sarampión, las paperas y la rubéola (MMR). Se administra en 2 inyecciones cuando su hijo tiene 1 año y nuevamente cuando tiene entre 4 y 6 años.

El sarampión causa fiebre, sarpullido, tos, secreción nasal y ojos llorosos. También puede causar infecciones de oído y neumonía. El sarampión también puede provocar problemas más graves, como inflamación del cerebro e incluso la muerte.

Las paperas causan fiebre, dolor de cabeza e hinchazón dolorosa de una o ambas glándulas salivales principales. Las paperas pueden provocar meningitis (infección de las cubiertas del cerebro y la médula espinal) y, con muy poca frecuencia, inflamación del cerebro. En raras ocasiones, puede causar que los testículos de niños u hombres se hinchen, lo que puede hacer que no puedan tener hijos.

La rubéola también se llama sarampión alemán. Provoca fiebre leve, sarpullido e inflamación de los ganglios del cuello. La rubéola también puede causar inflamación del cerebro o un problema de sangrado.

Si una mujer embarazada contrae rubéola, puede perder a su bebé o tener un bebé ciego o sordo o con problemas de aprendizaje.

Algunas personas han sugerido que la vacuna MMR causa autismo. Sin embargo, la investigación ha demostrado que no existe un vínculo entre el autismo y las vacunas infantiles.

¿Qué es la vacuna Hib?

La vacuna Hib ayuda a prevenir la influenza Haemophilus tipo b, una de las principales causas de enfermedades graves en los niños. Puede provocar meningitis, neumonía y una infección grave de garganta. La vacuna Hib se administra en una serie de 3 o 4 inyecciones, desde los 2 meses hasta los 15 meses.

¿Qué es la vacuna contra la varicela?

La vacuna contra la varicela ayuda a prevenir la varicela. Se administra a los niños una vez después de los 12 meses y nuevamente entre los 4 y los 6 años, o a niños mayores si nunca han tenido varicela ni han sido vacunados.

¿Qué es la vacuna contra el VHB?

La vacuna contra el VHB ayuda a prevenir la infección por el virus de la hepatitis B (VHB), una infección del hígado que puede provocar cáncer de hígado y la muerte. La vacuna se da en una serie de 3 inyecciones, y la primera se administra poco después del nacimiento.

¿Qué es la vacuna antineumocócica conjugada?

La vacuna antineumocócica conjugada (PCV) protege contra un tipo de bacteria que es una causa común de infecciones del oído y neumonía. Este tipo de bacteria también puede causar enfermedades más graves, como meningitis y bacteriemia (infección en el torrente sanguíneo). Los bebés y niños pequeños reciben 4 dosis de la vacuna a los 2, 4, 6 y 12 meses de edad. La vacuna también se puede usar en niños mayores que corren el riesgo de contraer una infección neumocócica.

¿Qué es la vacuna antimeningocócica conjugada?

La vacuna antimeningocócica conjugada (MCV4) protege contra cuatro cepas («tipos») de meningitis bacteriana causadas por la bacteria N. meningitidis. La meningitis bacteriana es una infección del líquido que rodea el cerebro y la médula espinal. Es una enfermedad grave que puede causar fiebre alta, dolor de cabeza, rigidez en el cuello y confusión. También puede causar complicaciones más graves, como daño cerebral, pérdida de la audición o ceguera.

Los niños deben recibir la vacuna MCV4 entre los 11 y 12 años de edad. Los niños mayores de 12 años que no hayan recibido la vacuna deben recibirla antes de comenzar la escuela secundaria.

¿Qué es la vacuna contra el VPH?

La vacuna contra el VPH ayuda a prevenir la infección por el virus del papiloma humano, que puede causar cáncer de cuello uterino, cáncer anal, cáncer de cabeza y cuello, así como verrugas genitales.  Se administra como una serie de 2 inyecciones si se administra alrededor de los 11 o 12 años de edad. La segunda dosis se administra 6 meses después de la primera. Los niños que comienzan con la vacuna a partir de los 15 años necesitan tres inyecciones durante 6 meses.

¿Qué es la vacuna contra el COVID-19?

Las vacunas Pfizer-BioNTech y Moderna contra COVID-19 están disponibles para niños de 6 meses en adelante. Están diseñadas para reducir la enfermedad grave, la hospitalización y la muerte por el virus COVID-19. La vacuna puede reducir la transmisión del virus, pero no garantiza que un niño no lo contraiga. Si bien no se requiere para asistir a la escuela, la Academia Estadounidense de Médicos de Familia ha respaldado la vacuna. La Academia cree que ayudará a prevenir la infección por COVID-19 en este grupo etario. También ayudará a los niños a mejorar su desarrollo tanto emocional como social al reducir la necesidad de futuros cierres de escuelas, interrupciones y tiempos de cuarentena. También permitirá que se realicen deportes, actividades después de la escuela y otras actividades escolares sin el riesgo y la ansiedad relacionados con el virus.

Aspectos a tener en cuenta

Por lo general, las vacunas son seguras. La protección de la vacuna supera con creces el pequeño riesgo de efectos secundarios graves. Gracias a las vacunas, muchas enfermedades infantiles graves son poco frecuentes en la actualidad. Sin vacunas, las enfermedades pueden regresar y afectar a un gran número de la población. Por ejemplo, hubo un brote de sarampión en 2019. El sarampión es una enfermedad grave que puede provocar complicaciones y la muerte. Antes del reciente brote, los casos de sarampión eran relativamente bajos. Según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), la mayoría de los casos en el brote de 2019 fueron entre personas que no se vacunaron contra el sarampión.

Preguntas para hacerle a su médico

  • ¿Qué posibilidades hay de que mi hijo se enferme si no recibe las vacunas?
  • ¿Cómo puedo proteger a mi recién nacido de la exposición a otro niño que no ha sido vacunado?
  • ¿Por qué la gente cree que las vacunas causan autismo?
  • ¿Puede mi hijo tener una reacción alérgica después de una vacuna?
  • ¿Mi hijo debe usar una máscara en público para evitar el COVID-19 incluso si está vacunado?

Recursos

Academia Estadounidense de Medicos de Familia (AAFP): Cronograma de vacunación

Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades: Recursos de vacunación para bebés y niños