Descripción general

¿Qué es la intususcepción?

La intususcepción es un problema grave en el intestino. Cuando se produce intususcepción, una parte del intestino se desliza dentro de otra sección. Se pliega dentro de sí misma como un tubo plegable y una parte se desplaza dentro de la otra. Esto crea una obstrucción y hace que los intestinos no funcionen en forma adecuada.

Síntomas

¿Cuáles son los síntomas de la intususcepción?

Los síntomas de la intususcepción incluyen:

La intususcepción es una emergencia médica. Si no recibe tratamiento, es posible que provoque complicaciones graves, como infección o incluso la muerte.

  • Dolor abdominal intenso (que puede durar de 15 a 20 minutos cada vez).

  • Hinchazón en el abdomen.

  • Vómitos.

  • Irritabilidad.

  • Heces sanguinolentas.

  • Fiebre.

Causas y factores de riesgo

¿Cuál es su causa?

No hay una causa conocida para la mayoría de los casos de intususcepción. Rara vez, la intususcepción es provocada por afecciones como apendicitis, tumores o un pólipo (un crecimiento dentro del intestino).

¿Quién tiene esta afección?

La intususcepción es la causa más común de obstrucción intestinal en niños de 3 meses a 3 años. La mayoría de los casos de intususcepción se producen en bebés menores de 1 año. Por motivos que no se conocen, afecta más a menudo a los niños que a las niñas. La intususcepción también se produce en niños mayores y en adultos, pero hay muchos menos casos en estos grupos.

Diagnóstico y pruebas

¿Cómo sabrá mi médico si mi hijo tiene intususcepciones?

Su médico observará los síntomas de su hijo y le realizará un examen físico. Es posible que su médico use una ecografía (que usa ondas sonoras para crear imágenes) para ver si la intususcepción está provocando los síntomas de su hijo.

Tratamiento

¿Cómo se trata?

En muchos casos, la intususcepción se corrige con un enema de aire. Su médico introducirá aire en el recto de su hijo con un tubo pequeño. El aire empuja el intestino plegado a su lugar, removiendo la obstrucción. También es posible que su médico quiera obtener una radiografía del abdomen de su hijo para controlar si el procedimiento fue eficaz. Por lo general, no se necesitan antibióticos. A veces se necesita cirugía para corregir la intususcepción si el intestino no deja de colapsarse sobre sí mismo o si la causa de la intususcepción es un tumor o un pólipo.

La intususcepción es una emergencia médica. Si su hijo tiene síntomas de intususcepción, busque ayuda médica de inmediato. Cuando no recibe tratamiento, la intususcepción puede provocar complicaciones graves.

Complicaciones

¿Estará bien mi hijo?

Con tratamiento inmediato, la mayoría de los niños se recuperan por completo de la intususcepción. En ocasiones, se pueden producir complicaciones como infecciones si la intususcepción no se trata rápidamente. Si esto sucede, se debe extraer en forma quirúrgica una parte del intestino. Es importante que consulte a su médico rápidamente si su hijo tiene síntomas de intususcepción.

Preguntas que debe realizar a su médico

  • ¿Qué puedo hacer para que mi hijo se sienta más cómodo antes de la cirugía?

  • ¿Cuáles son los riesgos para mi hijo que va a someterse a una cirugía?

  • ¿Qué es un edema de aire?

  • ¿Podrá mi hijo tener una vida normal después de la cirugía?

  • ¿Podría volver a producirse la intususcepción?

  • Si uno de mis hijos tiene intususcepciones, ¿podrían los otros desarrollarlas también?