Vacuna Antineumocócica Conjugada: lo que los padres necesitan saber

La enfermedad neumocócica es causada por bacterias. Puede provocar infecciones en los pulmones, la sangre y el cerebro. La enfermedad neumocócica causa problemas de salud en niños menores de 5 años. Esto incluye meningitis, infecciones de la sangre e infecciones del oído. El mayor riesgo de infección es para niños menores de 2 años, adultos mayores de 65 años, personas con ciertas afecciones médicas y fumadores. La vacuna previene la enfermedad tanto en niños como en adultos.

El camino hacia un mayor bienestar

Sobre la vacuna antineumocócica conjugada (PCV13):

  • Se administra en forma de inyección a niños y adultos. Ayuda a prevenir la enfermedad neumocócica. Ayuda a prevenir la propagación de la infección de persona a persona.
  • La protección de la vacuna dura al menos 3 años. Las infecciones neumocócicas más graves ocurren durante los primeros 2 años de vida. Esto significa que la vacuna protege a los niños cuando están en mayor riesgo.
  • La enfermedad se ha vuelto resistente a algunos medicamentos que se utilizaban para tratarla. Lo cual hace que la vacuna sea aún más importante.

Dosificación de la vacuna:

  • Los niños sanos menores de 2 años deben recibir 4 dosis de la vacuna siguiendo este esquema:
    • Una dosis a los 2 meses de edad.
    • Una dosis a los 4 meses de edad.
    • Una dosis a los 6 meses de edad.
    • Una dosis a los 12 a 15 meses de edad.
  • Adultos de 64 años y mayores.
  • Niños y adultos de 2 a 64 años con ciertas afecciones médicas.
  • Niños entre 2 y 5 años con las siguientes afecciones médicas:
    • Anemia falciforme
    • Daño o falta del bazo
    • Un implante coclear
    • Una fuga de líquido cefalorraquídeo (LCR)
    • VIH/SIDA
    • Otras enfermedades que afectan el sistema inmunológico. Como diabetes, cáncer o enfermedad hepática.
    • Medicamentos que afectan el sistema inmunológico. Entre ellos, la quimioterapia o los esteroides.

La cantidad de dosis que necesita un niño depende de la edad que tenía cuando comenzó a recibir las inyecciones. Los niños que pierden la primera dosis a los 2 meses todavía deben recibir la vacuna. Consulte a su médico para obtener más información.

Los niños con cualquiera de las condiciones anteriores también deben recibir un segundo tipo de vacuna antineumocócica: la vacuna antineumocócica polisacárida (PPSV23). Pregúntele a su médico si esta recomendación corresponde para su hijo.

La vacuna antineumocócica conjugada se puede administrar al mismo tiempo que otras vacunas pediátricas.

Aspectos a tener en cuenta

Los niños no deben recibir la vacuna antineumocócica conjugada si:

  • han tenido una reacción alérgica grave (potencialmente mortal) a una dosis previa;
  • están moderada o gravemente enfermos. Espere hasta que su hijo se haya recuperado antes de que reciba la vacuna. Una enfermedad menor, como un resfriado, no es un problema.

En los ensayos clínicos, la vacuna antineumocócica conjugada se asoció solo con reacciones leves, como:

  • sensibilidad o hinchazón en el sitio de la inyección;
  • fiebre leve;
  • agitación;
  • cansancio;
  • falta de apetito;
  • vómitos.

Al igual que cualquier medicamento, una vacuna podría causar problemas graves. Por ejemplo, una reacción alérgica grave. El riesgo de que esta vacuna cause daños graves o la muerte es poco frecuente. Si tiene alguna inquietud, hable con su médico.

Una reacción alérgica grave generalmente ocurre entre unos pocos minutos y unas pocas horas después de la inyección. Entre los signos de una reacción alérgica grave están:

  • dificultad para respirar;
  • ronquera o sibilancias;
  • urticaria;
  • ponerse pálido;
  • debilidad general;
  • aumento del ritmo cardíaco;
  • mareos;
  • hinchazón de la garganta.

Qué hacer si su hijo tiene una reacción alérgica:

  • Llame a su médico inmediatamente o vaya a su consultorio. Si es grave, llame al 9-1-1.
  • Pídale a su médico que presente un formulario del Sistema de Notificación de Eventos Adversos por Vacuna (VAERS, por sus siglas en inglés) o llame a VAERS al (800) 822-7967.

Puede conocer más información sobre la vacuna:

  • Preguntando a su médico o enfermero. Ellos tienen información sobre la vacuna o pueden orientarlo con recursos adicionales.
  • Llamando al programa de inmunización del departamento de salud local o estatal.
  • Contactando a los Centros para el Control de Enfermedades (ver enlace a continuación).

Preguntas para hacerle a su médico

  • ¿Es obligatoria la vacuna antineumocócica conjugada antes de comenzar la escuela?
  • ¿Qué debo hacer si mi hijo no ha sido vacunado? ¿Es demasiado tarde?
  • ¿Es reversible el daño de la enfermedad?