Varicela

¿Qué es la varicela?

La varicela es una enfermedad altamente contagiosa causada por un virus. Es más común en niños. El síntoma clásico es una erupción de manchas rojas con picazón en todo el cuerpo. Su hijo podría tener entre 250 y 500 manchas rojas antes de que el virus siga su curso en 5 a 7 días.

La varicela solía ser una enfermedad común de la infancia. Luego se inventó una vacuna para prevenirla. Ahora hay muchos menos casos.

Síntomas de la varicela

Es posible que no sepa que su hijo tiene varicela al principio. Pueden tener síntomas similares a los de la gripe para comenzar. Estos incluyen:

  • fiebre;
  • somnolencia;
  • poco apetito;
  • dolor de cabeza;
  • dolor de garganta;
  • dolor de estómago.

Varios días después, aparece la erupción. Por lo general, comienza en el estómago, la espalda y el rostro del niño antes de extenderse a todo el cuerpo. En los casos más graves, las manchas pueden moverse dentro de la garganta, los ojos, las nalgas y la vagina. Las manchas comienzan como protuberancias elevadas, se convierten en ampollas llenas de líquido y terminan en costras. Se presentan con mucha picazón. Al rascarse, las ampollas se rompen. Esto puede provocar infecciones y cicatrices.

La mayoría de los casos de varicela son leves. Los síntomas duran de 5 a 7 días.

¿Qué causa la varicela?

La varicela es causada por un virus llamado virus varicela-zóster. Se puede contraer al entrar en contacto con alguien que está infectado. Se propaga al tocar o respirar partículas de virus que provienen de las ampollas.

Una persona con varicela contagia de 1 a 2 días antes de desarrollar la erupción. El virus puede transmitir la enfermedad hasta que todas sus ampollas hayan formado costras. Esto generalmente toma de 5 a 7 días.

El virus de la varicela-zóster también causa una enfermedad llamada culebrilla. Esta es una afección dolorosa de la piel que permanece inactiva hasta que envejece. También aparece como una erupción de ampollas con picazón y dolor. Si nunca ha tenido varicela ni ha recibido la vacuna contra la varicela, puede contraer la varicela de alguien con culebrilla.

¿Cómo se diagnostica la varicela?

El médico generalmente puede determinar si la erupción es varicela con solo mirarla. Puede buscar otros síntomas parecidos a la gripe. También puede analizar la sangre o una pequeña muestra de una de las ampollas.

Debe llamar al médico si su hijo:

  • tiene dificultad para respirar;
  • tiene una fiebre que dura más de 4 días o picos más allá de 102 °F;
  • tiene ampollas con líquido amarillo que sale de las llagas;
  • tiene ampollas que se sienten calientes o se ven inflamadas;
  • tiene un fuerte dolor de cabeza;
  • está somnoliento de forma inusual o tiene dificultad para despertarse;
  • le molestan las luces brillantes;
  • le cuesta caminar;
  • está confundido;
  • vomita, tiene náuseas extremas o tiene el cuello rígido.

¿Se puede prevenir o evitar la varicela?

La mejor manera de prevenir la varicela es vacunarse. Los niños deben recibir la vacuna cuando tengan entre 12 y 15 meses de edad. Deben recibir una vacuna de refuerzo entre los 4 y 6 años de edad. La vacuna es 99 por ciento efectiva en la protección contra el virus. Con poca frecuencia, los niños que reciben la vacuna todavía pueden contraer varicela. Pero su caso suele ser más leve que si no hubieran recibido la vacuna.

La varicela es un virus que se transmite por el aire. También se puede propagar a través de la mucosidad, la saliva o al tocar el líquido de las ampollas. Si conoce a un niño que tiene varicela o estuvo expuesto recientemente al virus, mantenga a su hijo alejado de ese amigo o compañero de clase. Mantenga a su hijo en casa una vez que sepa que tiene varicela. Esto minimiza el contagio a otros.

Los adultos que no tuvieron varicela cuando eran niños, pero no recibieron la vacuna, corren el riesgo de contraer el virus. Tener la varicela lo pone en un mayor riesgo de contraer la culebrilla. Si nunca ha tenido varicela ni ha recibido la vacuna, hable con su médico. Todavía puede vacunarse, incluso de adulto.

Tratamiento para la varicela

Un virus causa la varicela. Eso significa que los antibióticos no ayudarán en su tratamiento. Los médicos pueden recetar un antibiótico si las manchas se infectan por rascarse. Esto dependerá de la edad y la salud de su hijo. También dependerá de la gravedad que adquiera la varicela en un período de 5 a 7 días.

Algunas personas con varicela pueden necesitar medicamentos antivirales. Su médico puede recomendar un medicamento antiviral si usted:

  • es mayor de 12 años;
  • tiene enfermedad crónica cutánea o pulmonar;
  • recibe terapia de esteroides;
  • está embarazada.

En la mayoría de los casos, lo mejor que el médico puede ofrecer son soluciones para tratar los síntomas. Para la picazón, su médico puede sugerirle que aplique un paño frío y húmedo en las ampollas. No frote las llagas o se abrirán. Los baños fríos o tibios también pueden ayudar. Muchas personas consideran que las lociones y los productos de baño hechos con harina de avena ayudan a aliviar la picazón. El uso de la loción de calamina en las zonas debajo del rostro también puede aliviar la picazón.

Si su hijo tiene ampollas en la boca, evite que estas se abran. Dele alimentos y bebidas que sean fríos, suaves y blandos. Las cremas tópicas de alivio del dolor aprobadas por su médico también pueden ayudar. Evitar que su hijo se rasque las llagas será un gran desafío. Indique el uso de mitones o calcetines en las manos. Esto reducirá el daño de rascarse con las uñas.

Si su hijo está experimentando dolor, puede darle analgésicos de venta libre. No le dé aspirinas a su hijo. Puede causar el síndrome de Reye, que puede causar insuficiencia hepática y la muerte. Acetaminofeno (1 nombre de marca: Tylenol) es un medicamento oral aceptable para aliviar el dolor.

Vivir con varicela

Por el corto tiempo que tiene varicela, no puede hacer nada más que sentirse lo más cómodo posible. Siga las pautas en la sección de tratamiento. Limite su exposición a los demás.

En la mayoría de los casos, una vez que tenga varicela, no la volverá a tener en su vida. Con poca frecuencia, alguien puede contraerlo más de una vez.

Algunas personas tienen un mayor riesgo de desarrollar complicaciones graves de la varicela. Incluye:

  • mujeres embarazadas;
  • personas con un sistema inmunológico debilitado;
  • menores de 1 año;
  • mayores de 12 años;

Algunas complicaciones graves pueden ser:

  • neumonía;
  • infección o inflamación del cerebro;
  • problemas hemorrágicos;
  • infección de la sangre (sepsis);
  • infecciones bacterianas cutáneas;
  • deshidratación.

Algunas personas se enferman tanto por la varicela que necesitan permanecer en el hospital. En casos poco frecuentes, la varicela puede causar la muerte.

Preguntas para hacer al médico

  • ¿Cómo evito que yo y otras personas contraigan la varicela si no hemos recibido una vacuna o el virus?
  • ¿Puede una ducha o baño caliente causar irritación en las llagas?
  • ¿Se puede contraer varicela más de una vez?
  • ¿Quién no debe recibir la vacuna contra la varicela?
  • ¿Qué debo hacer si creo que mi hijo ha estado expuesto a la varicela?