Infecciones de transmisión sexual (ITS)

¿Qué son las infecciones de transmisión sexual (ITS)?

Las infecciones de transmisión sexual (ITS) son infecciones que puede contraer al tener relaciones sexuales con alguien que tiene una infección. Estas infecciones generalmente se transmiten de persona a persona a través de las relaciones sexuales vaginales. También se pueden transmitir a través de sexo anal, sexo oral o contacto piel con piel. Las ITS pueden ser causadas por virus o bacterias. Las ITS causadas por virus incluyen la hepatitis B, el herpes, el VIH y el virus del papiloma humano (VPH). Las ITS causadas por bacterias incluyen la clamidia, la gonorrea y la sífilis.

¿Cómo puedo saber si mi pareja tiene una ITS?

Pregunte. Aunque puede ser incómodo, hable con su pareja antes de tener contacto sexual. Pregunte si él o ella está en riesgo de tener una ITS. Algunos de los factores de riesgo son tener relaciones sexuales con varias parejas, usar drogas inyectadas y haber tenido una ITS en el pasado. Para estar a salvo, protéjase sin importar lo que diga la persona. También debe informar a su pareja si usted tiene una ITS. No hace ningún favor ni a usted ni a su pareja si trata de ocultarlo.

Síntomas de las ITS

Los síntomas más comunes de las ITS incluyen:

  • Prurito alrededor de la vagina y/o secreción de la vagina en las mujeres.
  • Secreción del pene en los hombres
  • Dolor durante las relaciones sexuales o al orinar.
  • Dolor en el área pélvica.
  • Dolor de garganta en las personas que tienen sexo oral.
  • Dolor en o alrededor del ano en las personas que tienen sexo anal.
  • Llagas chancros (llagas rojas indoloras) en el área genital, el ano, la lengua y/o la garganta.
  • Erupción escamosa en las palmas de las manos y en las plantas de los pies.
  • Orina oscura, heces sueltas de color claro y ojos y piel amarillos.
  • Pequeñas ampollas que se convierten en costras en el área genital.
  • Glándulas inflamadas, fiebre y dolores en el cuerpo.
  • Infecciones inusuales, fatiga inexplicable, sudores nocturnos y pérdida de peso.
  • Verrugas blandas de color carne alrededor del área genital.

¿Que causa las ITS?

Si alguna vez ha tenido relaciones sexuales, puede estar en riesgo de tener una ITS. Su riesgo es mayor si ha tenido muchas parejas sexuales, ha tenido relaciones sexuales con alguien que ha tenido muchas parejas o ha tenido relaciones sexuales sin usar condones.

¿Cómo se diagnostican las ITS?

La mayoría de las ITS se pueden diagnosticar mediante un examen realizado por su médico, un cultivo de las secreciones de vagina o pene, o mediante un análisis de sangre.

¿Se pueden prevenir o evitar las ITS?

La única manera segura de prevenirlas es no tener relaciones sexuales. Si tiene relaciones sexuales, puede reducir su riesgo de contraer una ITS solo teniendo relaciones sexuales con alguien que no las haya tenido con otra persona y que no tenga una ITS.

Siempre debe usar condones cuando tenga relaciones sexuales, incluido el sexo oral y anal.

¿Los condones previenen las ITS?

Los condones masculinos de látex pueden reducir su riesgo de contraer una ITS si se usan correctamente. Asegúrese de usarlos cada vez que tenga relaciones sexuales. Los condones femeninos no son tan efectivos como los condones masculinos. Sin embargo, debe usarlos cuando un hombre no use un condón masculino.

Recuerde, sin embargo, que los condones no son 100% seguros. No pueden protegerlo de entrar en contacto con algunas llagas (como las que pueden aparecer con el herpes) o verrugas (que pueden ser causadas por una infección por VPH).

Cómo usar los condones masculinos.

  • Colóquese el condón antes de establecer cualquier contacto.
  • Desenrolle el condón sobre el pene erecto hasta la base del pene. (Los hombres no circuncidados deben retirar su prepucio antes de desenrollarlo). El anillo desenrollado debe estar en el exterior. Deje aproximadamente 1/2 pulgada de espacio en la punta para que el semen pueda acumularse allí. Apriete la punta para sacar el aire.
  • Retire después de la eyaculación y antes de que el pene se ablande. Para retirarlo, sostenga el borde del condón en la base del pene para asegurarse de que no se deslice.
  • No reutilice los condones.

Cómo usar los condones femeninos.

  • Siga las instrucciones en el paquete del condón para la colocación correcta. Asegúrese de que el anillo interno esté lo más adentro posible de la vagina. El anillo externo queda fuera de la vagina.
  • Guíe el pene en el condón.
  • Después de tener relaciones sexuales, retire el condón antes de ponerse de pie tirando de él suavemente.
  • No reutilice los condones.

¿Qué más debo hacer para prevenir las ITS?

Limite el número de parejas sexuales que tenga. Pregúntele a su pareja si él o ella tiene, o ha tenido, una ITS. Dígale a su pareja si usted ha tenido una ITS. Hablen para conocer si ambos han sido evaluados para detectar ITS y si deberían someterse a una prueba.

Busque señales de una ITS en su pareja sexual. Pero recuerde que las ITS no siempre causan síntomas. No tenga relaciones sexuales si usted o su pareja están bajo tratamiento por una ITS.

Lávese los genitales con agua y jabón y orine después de tener relaciones sexuales. Esto puede ayudar a eliminar algunos gérmenes antes de que puedan infectarlo.

¿Debo usar un espermicida para ayudar a prevenir las ITS?

No. Una vez se pensó que los espermicidas con nonoxinol-9 podrían ayudar a prevenir las ITS de la misma manera que ayudan a prevenir el embarazo, al dañar los organismos que causan las enfermedades. Una nueva investigación ha demostrado que el nonoxynol-9 puede irritar la vagina y el cuello uterino de la mujer, lo que en realidad aumenta el riesgo de infección por ITS.

Asegúrese de verificar los ingredientes de algún otro producto que usted tenga que esté vinculado con las relaciones sexuales, como lubricantes y condones. Algunas marcas de estos productos pueden tener nonoxynol-9 agregado. Si no está seguro de si su espermicida o cualquier otro producto contiene nonoxynol-9, consulte a su médico antes de usarlo.

Tratamiento de las ITS

Las ITS que son causadas por bacterias (como la clamidia) se pueden curar con antibióticos. Pero las ITS causadas por un virus (como el VIH o el herpes) no se pueden curar. Su médico solo puede tratar los síntomas producidos por el virus.

No espere recibir tratamiento. El tratamiento temprano ayuda a prevenir problemas graves de salud. Incluso si el medicamento no puede curar completamente la ITS, puede ayudar a evitar que se enferme realmente. Si se le administra un medicamento para una ITS, tómelo exactamente como lo indica el médico.

Vivir con ITS

Consulte a su médico si está en riesgo de contraer una ITS, si tiene alguno de los síntomas o si está preocupado por la posibilidad de padecer una. Si las ITS no se tratan, pueden causar serios problemas de salud.

Por ejemplo, existe la posibilidad de que la clamidia ocasione problemas que pueden provocar infertilidad en las mujeres, es decir, que no puedan tener hijos. El VPH puede provocar cáncer de cuello uterino o de pene. La sífilis puede causar parálisis, problemas mentales, daño al corazón, ceguera e incluso la muerte.

Preguntas para hacerle a su médico

  • ¿Tengo una ITS viral o bacteriana?
  • ¿Qué tratamiento es el mejor para mí?
  • ¿Es posible tener relaciones sexuales con mi novio/novia sin transmitirle mi ITS?
  • ¿Cómo puedo evitar contraer una ITS?
  • Si tengo una ITS, ¿estoy en mayor riesgo de contraer otra?
  • ¿Cuánto tiempo durará el tratamiento?
  • ¿El tratamiento tiene efectos secundarios?
  • ¿Hay grupos de apoyo en mi área?
  • Si los síntomas empeoran, ¿cuándo debo llamar a mi médico?