Síndrome de Reye

¿Qué es el síndrome de Reye?

El síndrome de Reye es una enfermedad rara pero grave que puede ser dañina para el cerebro y el hígado. Cualquiera puede padecerla, pero es más común en niños. Generalmente ocurre en niños que se están recuperando de una infección viral. Esto podría incluir un resfriado, gripe o varicela. Se asocia comúnmente con el uso de aspirina en niños. Debe evitar administrarle aspirina (salicilatos) o medicamentos de venta libre que contengan salicilatos a su hijo para ayudar a prevenir el síndrome de Reye.

Síntomas del síndrome de Reye

Los síntomas del síndrome de Reye pueden ser muy leves y pueden pasar desapercibidos. Pero también pueden ser muy graves y empeorar en cuestión de horas, incluso hasta el punto de la muerte. Es por eso que es importante que los padres tomen en serio los síntomas del síndrome de Reye. Si su hijo muestra estos síntomas, necesitan atención médica de inmediato.

Los síntomas más comunes incluyen:

  • Vómitos que pueden durar horas.
  • Cambios de personalidad, incluidos irritabilidad y comportamiento agresivo.
  • Incapacidad para mantenerse alerta o despierto.
  • Diarrea y respiración rápida en niños menores de 2 años.

Otros síntomas podrían incluir:

  • Confusión.
  • Letargo.
  • Debilidad en los brazos o las piernas.
  • Problemas para hablar.
  • Visión doble.
  • Pérdida de la audición.
  • Convulsiones.
  • Pérdida de la consciencia o coma.

¿Qué causa el síndrome de Reye?

Los médicos no están seguros exactamente de qué causa el síndrome de Reye. Pero descubrieron que el uso de aspirina para tratar una enfermedad viral aumenta las posibilidades de que un niño desarrolle la enfermedad. Ahora que los médicos saben esto e instan a los padres a no dar aspirina a sus hijos, la cantidad de casos de síndrome de Reye ha disminuido. La enfermedad ahora es muy rara en los Estados Unidos.

¿Cómo se diagnostica el síndrome de Reye?

No hay una prueba para el síndrome de Reye. El diagnóstico generalmente comienza con un análisis de sangre y orina. Los médicos también pueden evaluar trastornos metabólicos que podrían afectar el hígado. A veces se necesitan pruebas más invasivas, que podrían incluir una punción lumbar, biopsia hepática, tomografía computada o resonancia magnética. Estas pruebas pueden ayudar al médico a descartar otras afecciones que podrían estar causando los síntomas.

¿Se puede prevenir o evitar el síndrome de Reye?

La mejor manera de evitar el síndrome de Reye es evitar darles aspirina a los niños, especialmente para tratar los síntomas de una enfermedad viral. A menos que se lo indique el médico de su hijo, no le dé aspirina a ningún niño menor de 19 años. Siempre revise la etiqueta antes de darle a su hijo un medicamento de venta libre. La aspirina puede ocultarse en muchos medicamentos, como Pepto-Bismol y Alka-Seltzer. Otros nombres para la aspirina incluyen:

  • ácido acetilsalicílico
  • acetilsalicilato
  • ácido salicílico
  • salicilato.

Si su hijo tiene varicela, gripe u otra enfermedad viral, puede tratar la fiebre y el dolor con otros medicamentos. Estos medicamentos incluyen acetaminofeno (un nombre de marca: Tylenol), ibuprofeno (un nombre de marca: Advil) o naproxeno (un nombre de marca: Aleve).

Otra forma de ayudar a prevenir el síndrome de Reye es prevenir las enfermedades virales que pueden ocasionarlo. Asegúrese de que las vacunas de su hijo estén al día, incluidas 2 dosis de la vacuna contra la varicela y una vacuna anual contra la gripe.

Tratamiento del síndrome de Reye

No hay cura para el síndrome de Reye. El tratamiento exitoso depende del diagnóstico temprano. El tratamiento generalmente ocurre en el hospital. Si se trata de un caso grave, su hijo puede ser tratado en la unidad de cuidados intensivos (UCI). Los tratamientos pueden incluir:

  • Fluidos por vía intravenosa (IV). Es posible que conecten a su hijo a una línea intravenosa (IV) para administrarle fluidos y mantenerlo hidratado.
  • Diuréticos. Estos medicamentos se pueden usar para reducir la cantidad de presión en el cerebro.
  • Corticosteroides. Estos medicamentos podrían usarse para reducir la inflamación en el cerebro.
  • Medicamentos para prevenir hemorragias. Las anomalías en el hígado pueden causar hemorragia, por lo que se administrarán medicamentos para detener el sangrado.
  • Respirador. Si su hijo tiene problemas para respirar, es posible que necesite ayuda de un respirador (ventilador).

Vivir con el síndrome de Reye

El síndrome de Reye es una enfermedad grave que puede causar complicaciones mayores. La recuperación de un niño depende de la gravedad de la inflamación del cerebro. Si la enfermedad se detecta temprano, la inflamación podría no ser significativa. El niño tiene buenas posibilidades de una recuperación completa. Pero si la enfermedad alcanza las etapas posteriores, el niño puede sufrir daño cerebral y discapacidad. En algunos casos, el niño podría morir. Es por eso que es tan importante que obtenga ayuda médica de inmediato si nota los síntomas del síndrome de Reye en su hijo. La detección temprana y el tratamiento pueden significar la diferencia entre la recuperación completa y el daño cerebral o la muerte.

Preguntas para hacerle a su médico

  • ¿Qué causó el síndrome de Reye en mi hijo?
  • ¿Qué tipos de exámenes necesitarán realizarle a mi hijo?
  • ¿Cómo se trata esta enfermedad?
  • ¿Cuánto tiempo demorará mi hijo en recuperarse?
  • ¿Mi hijo tendrá daño cerebral o discapacidad?
  • ¿Qué tipo de atención de seguimiento necesitará mi hijo?