Problemas médicos cuando se adopta

Problemas médicos cuando se adopta

La adopción de un niño, y el proceso que conduce a ella, puede ser una montaña rusa de emociones. Puede ser un período emocionante. Se está ampliando su familia. Su corazón —y su vida— cambiarán en formas que nunca podría haber imaginado.

Pero también puede ser un momento muy estresante. Las preguntas se arremolinan en su mente. ¿De dónde viene este niño? ¿Tiene algún problema que no sepa? ¿Por qué lo/la están dando en adopción?

Puede que no obtenga todas las respuestas. Los niños se dan en adopción por todo tipo de razones. Pueden ser desde embarazo de adolescentes hasta abuso de los padres o uso de drogas y alcohol, o incluso diferentes normas legales de un país.

Pero usted necesita obtener información médica sobre el niño. Cuanto más sepa, mejor preparado estará. Y podrá darle la mejor atención posible a su hijo durante el resto de su vida.

Camino hacia una mejor salud y bienestar

Dependiendo de qué tipo de adopción está realizando, puede tener acceso a una gran cantidad de información sobre la salud. En una adopción abierta o semi-abierta, puede conocer a la madre y, posiblemente, al padre. Entonces es posible que pueda averiguar muchas cosas. Con una adopción abierta, puede incluso ayudar a organizar la atención prenatal de la madre biológica.

Si va a adoptar un niño más grande que está viviendo en los Estados Unidos, es posible que pueda tener una idea general de su salud al pasar tiempo con el niño o funcionar como padre de acogida antes de adoptar.

Puede que no obtenga todo lo siguiente, pero pregunte tanto como sea posible, por ejemplo:

La edad, la educación, el origen étnico y todas las condiciones genéticas de los padres biológicos y/o hermanos biológicos.

  • Descripción del embarazo, parto y nacimiento y cualquier detalle sobre el estilo de vida de la madre biológica durante el embarazo. ¿Fumaba, bebía alcohol o usaba drogas? ¿Utilizaba algún medicamento recetado o de venta libre?
  • Información sobre si la madre biológica tenía alguna enfermedad infecciosa (incluyendo la hepatitis B, VIH y sífilis).
  • Información sobre la atención prenatal y los resultados de las pruebas que se realizan durante el embarazo de la madre biológica.
  • Mediciones del niño en el nacimiento (peso, altura, circunferencia de la cabeza), edad gestacional y cualquier observación extraña.
  • Resultados de todas las pruebas médicas y de laboratorio o las pruebas de enfermedades infecciosas.
  • Registros de cualquier vacunación, hospitalización o cirugía que el niño haya tenido.
  • Registro de crecimiento e hitos del desarrollo del niño.
  • Todas las alergias a medicamentos, alimentos o estacionales.
  • Si el niño ha sufrido abuso físico, sexual o emocional.

Cuestiones a considerar

Si va a viajar a otro país para adoptar, asegúrese de obtener todas las vacunas que necesita antes de viajar. Además, averigüe qué vacunas son necesarias para cualquier persona que viva en su casa.

Tenga en cuenta que cuando los niños llegan a sus nuevos hogares, a menudo están expuestos a nuevos gérmenes y a una nueva dieta. Esto a menudo puede causar resfriados, infecciones menores y malestares estomacales a medida que los niños se adaptan. Las enfermedades menores como éstas probablemente se resuelvan solas.

Los niños recién adoptados también pueden tener problemas emocionales relacionados con la alimentación. Pueden acumular su comida (hasta el punto de vomitar). Esto también es probable que se resuelva solo a medida que los niños se adaptan.

Cuándo consultar a un médico

Puede que le sea difícil interpretar por usted mismo toda la información de salud que puede estar obteniendo, por lo que debe encontrar un médico que tenga experiencia en adopción y acogida. Si va a adoptar en otro país, asegúrese de que su médico tiene experiencia en niños con estos antecedentes.

Si puede conseguir fotos o videos, el médico mirará el tamaño del niño, los patrones de crecimiento y cualquier signo del síndrome de alcoholismo fetal. Los videos pueden ser particularmente útiles para evaluar el desarrollo del lenguaje.

Si va a adoptar a un niño que ha pasado tiempo en hogares de acogida, vea si la agencia le puede decir donde ha estado viviendo el niño para que pueda obtener los registros médicos.

Una vez que el niño llegue a casa, usted deberá:

Hacer un control completo. En su primera visita, su hijo debe ser evaluado por cualquier infección o enfermedad. También debe ser examinado por exposición al plomo, y para ver si él o ella fue expuesto a alguna droga o al alcohol antes del nacimiento. Si su hijo ha llegado de otro país, es necesario que se someta a un examen médico en su país de origen. Sin embargo, sigue siendo importante que le realice un examen cuando llega a los Estados Unidos. Los resultados de laboratorio de otros países pueden no ser fiables y usted querrá que su propio médico haga las pruebas para todas discapacidades y enfermedades posibles.

Asegúrese de que todas las vacunas están al día. Su médico puede querer realizar análisis de sangre para asegurarse de que el niño está realmente inmunizado. Dependiendo de dónde se pusieron las vacunas, puede que necesite volverlas a poner.

Evalúe las habilidades de desarrollo de su hijo. Los niños que no han recibido la atención adecuada tienen un mayor riesgo de retrasos en el crecimiento y el desarrollo, así como de problemas de salud mental. Consulte cualquier preocupación que pueda tener con el médico de su hijo. Él puede hacer una evaluación general del desarrollo y, si es necesario, referirlo a un fonoaudiólogo, fisioterapeuta o terapeuta ocupacional. Cuanto más temprano reciba terapia su hijo más probabilidades tiene de ponerse al día.

Preguntas para su médico

  • ¿Qué tipos de vacunas necesitará mi hijo?
  • ¿Qué tipos de vacunas deberían necesitar las demás personas en nuestro hogar?
  • ¿Qué hitos del desarrollo debería estar observando y cuándo?
  • ¿Alguna alerta que deba tener en cuenta en mi hijo?
  • Como padre de acogida, ¿necesito algún tipo de autorización especial para llevar al niño para que reciba tratamiento médico?
  • ¿Cuál es el estado de nutrición de mi hijo y cómo hago para reencaminarlo?

Anuncio