Liquen escleroso y liquen simple crónico: Afecciones de la piel de los genitales

Descripción general

¿Qué es el liquen escleroso?

El liquen escleroso es una afección de la piel que puede provocar comezón, sarpullido y formación de cicatrices. Por lo general, afecta las áreas genitales y anales, pero también se puede tener liquen escleroso en otras partes del cuerpo.

Si usted es una mujer que tiene liquen escleroso, también es posible que desarrolle liquen simple crónico. El liquen simple crónico se produce cuando la piel de la vulva (la parte exterior de la vagina) y del área alrededor de esta se vuelve más gruesa a causa de la comezón continua y de rascarse con frecuencia.

¿Quiénes tienen liquen escleroso?

El liquen escleroso es más común en las mujeres después de la menopausia. Sin embargo, cualquier persona puede desarrollar liquen escleroso, incluidos los hombres y los niños.

Síntomas

¿Cuáles son los síntomas del liquen escleroso?

A veces, el liquen escleroso no tiene ningún síntoma. Si usted tiene síntomas, estos pueden incluir:

  • Manchas lisas, brillantes, blancas en la piel.

  • Piel delgada, arrugada y que puede lastimarse con facilidad.

  • Piel rojiza o amoratada, escamosa o agrietada.

  • Sangrado o ampollas en el área afectada.

  • Comezón, dolor o molestias en el área afectada.

  • Dolor al orinar.

  • Dolor durante las relaciones sexuales.

  • Evacuaciones del intestino dolorosas y estreñimiento (si el liquen escleroso se presenta en el área anal).

¿Cuáles son los síntomas del liquen simple crónico?

Los síntomas del liquen simple crónico pueden incluir:

  • Comezón alrededor de la vulva.

  • Piel oscura o rojiza alrededor de la vulva.

  • Cortes pequeños en la vulva o alrededor de esta.

Causas y factores de riesgo

¿Cuál es la causa del liquen escleroso?

Los médicos no saben cuál es la causa exacta del liquen escleroso. Un sistema inmunitario hiperactivo, los problemas hormonales, una lesión o los antecedentes familiares de liquen escleroso pueden aumentar su riesgo de tenerlo. El liquen escleroso no es contagioso. Usted no puede contraerlo de otra persona ni contagiarlo a otra persona.

Diagnóstico y pruebas

¿Cómo puede determinar mi médico si tengo estas afecciones?

Su médico realizará un examen físico. Es posible que le pregunte si tiene antecedentes de comezón y de rascarse. Su médico puede tomar una pequeña muestra de la piel para examinarla con un microscopio (esto se llama biopsia de piel).

Tratamiento

¿Cómo se tratan el liquen escleroso y el liquen simple crónico?

Estas afecciones no siempre pueden curarse, pero pueden manejarse. Si usted tiene liquen escleroso en la piel genital o en el ano, necesitará tratamiento para prevenir la formación de cicatrices, los problemas con las relaciones sexuales y el dolor al orinar, y para reducir el riesgo de cáncer de piel y de cáncer vulvar.

Es probable que su médico le recete una crema o pomada con cortisona. Las cremas y las pomadas con cortisona ayudan a aliviar el dolor y la comezón, pero no pueden reparar las cicatrices que ya se hayan formado. Un tratamiento constante con cortisona es, por lo general, eficaz.

Mientras use cremas o pomadas con cortisona, continúe el seguimiento regular con su médico. El uso a largo plazo de cremas o pomadas con cortisona puede hacer que la piel se vuelva más delgada o provocar enrojecimiento de la piel, estrías donde se aplica la crema e infecciones genitales por hongos en forma de levadura.

Las infecciones o las reacciones alérgicas al medicamento pueden impedir que las cremas y las pomadas con cortisona funcionen. En estos casos, es posible que su médico recete:

Un baño de asiento (en que se sienta sobre una pequeña cantidad de agua tibia de unas pocas pulgadas de profundidad) puede ayudar a aliviar molestias provocadas por la comezón y por rascarse. Las cremas antihistamínicas de venta libre para la piel también pueden ayudar a aliviar el dolor.

  • Retinoides (suplementos similares a la vitamina A), como isotretinoína o retinol.

  • Pomada con tacrolimus.

  • Tratamiento con luz ultravioleta (para la piel que no está cerca del área genital).

Complicaciones

¿Son graves estas afecciones?

No necesariamente. El liquen escleroso y el liquen simple crónico, por lo general, pueden manejarse con tratamiento. Sin embargo, estas afecciones pueden tener graves efectos físicos y emocionales si no se tratan.

Es posible que los casos graves hagan que las relaciones sexuales sean dolorosas, lo cual puede hacer que usted no quiera tener relaciones sexuales. Puede ser incómodo y embarazoso tener una afección a largo plazo en el área genital.

Sin tratamiento, es posible que la acción de rascarse asociada con el liquen simple crónico produzca una infección bacteriana de la piel. Rascarse de manera persistente también puede provocar cicatrices permanentes.

El liquen escleroso también puede ser un factor de riesgo de cáncer de piel y cáncer vulvar. Consulte a su médico si tiene signos o síntomas de liquen escleroso.

Preguntas que debe realizar a su médico

  • ¿Qué tratamiento es mejor para mí?

  • ¿Necesito una crema o pomada tópica?

  • ¿Debo tomar algún medicamento?

  • ¿Podría tener algún efecto secundario por el tratamiento?

  • ¿Cómo contraje el liquen escleroso o el liquen simple crónico?

  • ¿Estas afecciones desaparecerán solas?

  • ¿Hay algo que pueda hacer en el hogar para sentirme más cómodo?

  • ¿Tengo un riesgo más alto de cáncer de piel o cáncer vulvar?

  • Si mis síntomas no mejoran, ¿cuándo debo llamar a mi médico?

  • ¿Cómo puedo aliviar el dolor durante las relaciones sexuales?

Consejos para aliviar las molestias

  • Use ropa interior suelta durante el día y no use ropa interior por la noche.

  • No use pantimedias, calzas ni otra ropa ajustada.

  • Evite los perfumes femeninos en aerosol, que pueden provocar irritación.

  • Use un limpiador suave para la piel. Busque productos diseñados para pieles sensibles.

  • No use trajes de baño ni ropa mojada por períodos prolongados.

  • Evite los suavizantes de ropa y las toallitas suavizantes para secadora que tengan perfume.