Lesiones en la cabeza

Lesiones en la cabeza

¿Qué es una lesión en la cabeza?

Una lesión en la cabeza es un daño en el cerebro, el cráneo o el cuero cabelludo; puede ser leve, moderada o grave. Los tipos comunes son los siguientes:

  • cerebral: Es una lesión brusca en el cerebro. La mayor parte del tiempo, la persona sigue consciente. Puede sentirse aturdida y perder la visión o el equilibrio durante un corto tiempo.
  • Contusión cerebral: Es una magulladura en el cerebro. Hay un sangrado menor que causa hinchazón.
  • Fractura de cráneo: Es una grieta en el cráneo. A veces, los huesos rotos del cráneo pueden cortar el cerebro. Esto provoca sangrado y puede conducir a otra lesión.
  • Hematoma: Es un sangrado en el cerebro que se acumula y se coagula, y forma una protuberancia. Un hematoma puede tardar un día o varias semanas en aparecer.

Síntomas de una lesión en la cabeza

Si tiene una lesión en la cabeza, es normal que tenga jaqueca y náuseas. Puede sentirse mareado o desorientado justo después de sufrirla. También puede tener problemas para concentrarse o recordar. Otros síntomas incluyen zumbido en los oídos, dolor de cuello o problemas de visión, que suelen desaparecer en algunas semanas, pero pueden durar más si la lesión es grave.

Busque ayuda de inmediato si observa alguno de los siguientes síntomas:

  • Síntomas que empeoran, como dolores de cabeza, náuseas o fatiga.
  • Vómitos frecuentes.
  • Cambios drásticos en la conducta, como ira o confusión.
  • Pupilas más grandes de lo normal (dilatadas) o de tamaños diferentes.
  • Dificultad para caminar o hablar.
  • Problemas para respirar.
  • Drenaje de líquidos transparentes o con sangre de los oídos o la nariz.
  • Debilidad o entumecimiento de brazos o piernas.
  • Pérdida de consciencia.
  • Convulsiones.

¿Que causa una lesión en la cabeza?

Una lesión en la cabeza puede presentarse por diferentes causas. Por ejemplo, al jugar un deporte o realizar otra actividad. Ciertos empleos, como los de la construcción, implican riesgo de lesión en la cabeza. Los niños o las personas mayores pueden caerse en la casa y lastimarse. Es más probable que las lesiones graves se produzcan en un accidente de automóvil, motocicleta o bicicleta.

¿Cómo se diagnostica una lesión en la cabeza?

Si cree que tiene una lesión en la cabeza, debería ver a un médico. Le preguntará cómo se produjo, cuáles son sus síntomas y qué problemas de salud tuvo en el pasado. Infórmele si tuvo síntomas serios como vómitos o convulsiones.

Existen algunas pruebas que pueden tomar imágenes de su cabeza, como una tomografía computada (TC) o una imagen por resonancia magnética (IRM). Revisan el daño y ayudan al médico a diagnosticar una lesión. El profesional también puede hacerle preguntas para ver cómo está, por ejemplo: “¿Cómo se llama?”, “¿Qué día es?” o “¿Dónde se encuentra?”. Quizá sea necesario que permanezca en el hospital para que el médico pueda observar y monitorear su afección.

¿Se puede prevenir o evitar una lesión de la cabeza?

No siempre podrá evitar las lesiones en la cabeza. Sin embargo, puede tomar algunas medidas para disminuir el riesgo, por ejemplo, las siguientes:

  • Usar cinturón de seguridad en el automóvil.
  • Usar un casco si monta en motocicleta o bicicleta.
  • Usar el equipo de protección apropiado en el trabajo o cuando practique deportes.
  • Mantener vigilados de cerca a los niños y ancianos para que no se caigan ni tengan accidentes.

Tratamiento de lesiones de la cabeza

Una lesión leve puede no requerir tratamiento. Sin embargo, debe saber a qué signos prestar atención en caso de que se presente un problema. Su médico puede ayudarlo a determinarlos. Las lesiones severas graves suelen requerir atención médica y una estadía en el hospital. Puede necesitar cirugía para tratar la afección.

Llame al 911 si está con alguien que ha sufrido una lesión grave en la cabeza. También debería seguir las pautas que se detallan a continuación:

  • Si la persona sangra, intente detener la hemorragia con gasa, una toalla o una prenda de vestir. No toque la herida; si está abierta, no aplique presión. Solo cúbrala o envuélvala.
  • Si la persona está vomitando, manténgala erguida. Si está recostada, póngala de lado para evitar que se ahogue.
  • Si la persona está despierta, indíquele que no mueva la cabeza ni el cuello. Eso ayudará a evitar mayores daños en la columna vertebral y el cerebro.
  • Si la persona está inconsciente y respira, intente estabilizar su cuerpo. Mantenga el cuello y la cabeza alineados con su columna.
  • Si está inconsciente y no respira, comience con el proceso de reanimación cardiopulmonar (RCP).

Vivir con una lesión en la cabeza

La mayoría de las personas se recupera de una lesión sin efectos duraderos. Sin embargo, puede producirse un daño si el cerebro se mueve o se perfora. Hable con su médico sobre cómo manejar los efectos secundarios o síntomas, como dolor.

Después de una lesión en la cabeza, puede tener pérdida de memoria. Por ejemplo, puede olvidar los eventos que ocurrieron antes, durante o después del accidente. El recuerdo de esos hechos puede volver o no. Después del tratamiento, se suele recuperar la capacidad para aprender y recordar cosas nuevas.

Preguntas para hacerle a su médico

  • ¿Cómo puedo saber si una lesión en la cabeza es leve o grave?
  • ¿Qué puedo hacer por alguien que ha sufrido una lesión en la cabeza?
  • Después de tener una lesión en la cabeza, ¿puedo tomar medicamentos para el dolor? Si es así, ¿de qué tipo?
  • ¿Cuándo puedo volver a mi rutina normal?
  • ¿Cuáles son los efectos a largo plazo de una lesión en la cabeza?