Fiebre recurrente transmitida por las garrapatas

Family Doctor Logo

¿Qué es la fiebre recurrente transmitida por garrapatas?

La fiebre recurrente transmitida por garrapatas (FRTG) es una infección bacteriana transmitida por garrapatas. La infección normalmente aparece como episodios repetidos de fiebre, junto con dolor de cabeza, dolores musculares y articulares, y náuseas. Ocurre en el oeste de los Estados Unidos. Suele asociarse con dormir en cabañas rústicas en zonas montañosas.

Síntomas de la FRTG

El síntoma principal de FRTG es una fiebre repentina que aparece dentro de las 2 semanas de haber sido picado por una garrapata. Se producen varios episodios de fiebre. Cada uno puede durar alrededor de 3 días. La fiebre desaparece durante aproximadamente 1 semana antes de regresar. Si no se trata, el ciclo puede continuar varias veces.

Algunos otros síntomas de FRTG pueden incluir:

  • dolor de cabeza;
  • escalofríos;
  • sudoraciones;
  • dolores musculares o articulares;
  • náuseas;
  • vómitos.

En algunos casos, la fiebre termina en una etapa de “crisis”. Esto consiste en escalofríos, sudoración intensa, disminución de la temperatura corporal y presión arterial baja.

¿Qué causa la FRTG?

En los Estados Unidos, la FRTG generalmente tiene su causa en una picadura de ciertos tipos de garrapatas, llamadas garrapatas “blandas”, que llevan la bacteria Borrelia. Estas garrapatas se encuentran generalmente en elevaciones más altas de los estados del oeste. Esto incluye las montañas del oeste y los altos desiertos y llanuras del suroeste.

Las garrapatas blandas se comportan de manera diferente que las garrapatas “duras”, como las garrapatas de perro o las garrapatas de ciervo:

  • Su picadura es breve, generalmente dura menos de media hora.
  • No buscan presas en hierba alta o maleza. En cambio, viven en los nidos de roedores y pequeños animales. Se alimentan del roedor mientras duerme.

La FRTG a menudo se asocia con dormir en cabañas rústicas. Las garrapatas blandas viven en los nidos de los roedores que viven en las paredes de la cabaña, áticos o cámaras. Las garrapatas salen por la noche brevemente para alimentarse. Las picaduras son rápidas e indoloras. Generalmente no sabrá que lo han picado.

¿Quién está en riesgo de desarrollar FRTG?

Las personas con mayor riesgo de FRTG son aquellas que permanecen en cabañas rústicas en las zonas montañosas del oeste donde viven las garrapatas. También está en riesgo de FRTG si lo ha picado una garrapata o si ha encontrado alguna garrapata en su cuerpo en las últimas 3 semanas. Las personas que pasan tiempo al aire libre en áreas donde las garrapatas son comunes, ya sea por trabajo o por placer, presentan un mayor riesgo de contraer la enfermedad transmitida por las garrapatas.

¿Cómo se diagnostica la FRTG?

La FRTG y otras enfermedades transmitidas por garrapatas se pueden diagnosticar con un análisis de sangre. Si ha estado expuesto a garrapatas y tiene episodios repetidos de fiebre, llame a su médico de inmediato.

¿Se puede prevenir o evitar la FRTG?

Las mejores formas de prevenir la FRTG son las siguientes:

  • Tenga cuidado al elegir una cabaña o edificio para dormir. Busque evidencia de roedores. Esto podría incluir nidos o excrementos. Evite quedarse en edificios donde vea estos signos de infestación.
  • Use un repelente de insectos con al menos el 20 % de DEET. Se puede poner sobre la ropa o la piel con moderación. No lo aplique sobre la cara o las manos de los niños.
  • Trate la ropa, las tiendas de campaña u otros equipos con repelentes que contengan un 0.5 % de permetrina.

Puede prevenir otras enfermedades transmitidas por garrapatas al evitar que lo piquen. Cuando se encuentre al aire libre, siga estas pautas:

  • Evite las zonas con árboles o arbustos, o que tienen pastos altos.
  • Camine por el centro de los senderos.
  • Use ropa de color claro. Esto hace que sea más fácil ver y eliminar las garrapatas de su ropa.
  • Use una camisa de manga larga y pantalones largos. Meta los pantalones dentro de los calcetines o las botas para mayor protección.

Después de llegar a casa, revise todo y a todos en busca de garrapatas.

  • Báñese o dúchese tan pronto como sea posible para quitarse cualquier garrapata que no se le haya adherido a la piel.
  • Revise todo su cuerpo en busca de garrapatas. Use un espejo para los lugares que no puede ver. Revise a sus hijos y sus mascotas. Los lugares comunes de las garrapatas incluyen la parte de atrás de las rodillas, el área de la ingle, las axilas, las orejas, el cuero cabelludo y la parte posterior del cuello.
  • Revise cualquier equipo que haya utilizado, incluidos abrigos, mochilas o tiendas de campaña.
  • Ponga la ropa o las mantas secas a alta temperatura en la secadora durante 10 a 15 minutos. Esto debería matar a las garrapatas. Si la ropa está sucia, lave con agua caliente y seque a temperatura alta durante 60 minutos.

Tratamiento de la FRTG

¿Qué hago si encuentro una garrapata en mi piel?

No se asuste. Use pinzas de punta fina para agarrar la garrapata tan cerca de la superficie de la piel como sea posible. Tire hacia arriba con una presión constante. Tenga cuidado de no aplastar o torcer el cuerpo de la garrapata. A veces, partes de la garrapata quedan en la piel. Puede dejarlas así o quitarlas con cuidado de la misma forma que lo haría con una astilla. No utilice calor (como una cerilla encendida), vaselina ni otros métodos para tratar de hacer que la garrapata “salga” por sí sola. Estos métodos no son eficaces.

Lave bien el área en la que la garrapata se adhirió con agua y jabón. Vigile la zona durante unas semanas y observe cualquier cambio. Llame a su médico si tiene fiebre u otros síntomas de FRTG. Asegúrese de informar a su médico que fue picado por una garrapata y cuándo ocurrió.

¿Cómo se trata la FRTG?

Si tiene FRTG, su médico probablemente le recetará antibióticos para combatir la bacteria. Es importante que tome todos sus antibióticos según lo prescrito por su médico, incluso si se siente mejor. Esto asegurará que se deshaga completamente de la enfermedad. También ayuda a prevenir que desarrolle resistencia a los antibióticos.

Vivir con FRTG

Si se trata temprano, muchas personas con FRTG se curan con los antibióticos. No tienen ningún efecto duradero de la enfermedad. Sin embargo, algunas personas experimentan complicaciones. Estas pueden incluir:

  • parálisis facial;
  • inflamación del corazón;
  • inflamación del cerebro y de la médula espinal;
  • problemas hepáticos;
  • neumonía;
  • convulsiones;
  • hemorragia generalizada;
  • coma;
  • muerte.

Es muy importante consultar a su médico de inmediato si cree que puede tener FRTG. El tratamiento temprano puede prevenir complicaciones y mejorar su pronóstico de recuperación.

Preguntas para hacerle a su médico

  • Me picó una garrapata. ¿Debo llamar a mi médico de inmediato?
  • Me picó una garrapata. ¿Necesito algún tratamiento?
  • ¿Qué tipo de tratamiento es mejor para mí?
  • ¿Hay algo que pueda hacer para evitar complicaciones?
  • ¿Qué repelente de insectos o de garrapatas debo usar en mi hijo?
  • ¿Qué repelente de garrapatas o insectos es mejor para mí?
  • Tengo VIH. ¿Debo evitar las áreas donde podría haber garrapatas?