Esófago de Barrett

Esófago de Barrett

¿Qué es el esófago de Barrett?

El esófago de Barrett es una afección que afecta el esófago. Es el conducto que se extiende desde la garganta hasta el estómago. Cuando uno traga, los alimentos bajan por este tubo hasta el estómago. Si estos músculos no se cierran totalmente, el ácido estomacal puede retroceder hasta el esófago. Esto se conoce como enfermedad de reflujo gastroesofágico (ERGE). Con el tiempo, este ácido puede dañar el revestimiento del esófago. Si bien no es común, el esófago de Barrett puede causar cáncer.

Síntomas del esófago de Barrett

La acidez es el principal signo de esófago de Barrett. Póngase en contacto con su médico si tiene acidez más de 3 veces a la semana. Es posible que tenga síntomas de ERGE, entre ellos:

  • dificultad al tragar
  • dolor al tragar
  • pérdida de peso repentina
  • sangre en sus evacuaciones intestinales o vómitos
  • evacuaciones intestinales que parecen alquitrán negro.

¿Qué causa el esófago de Barrett?

El daño constante causado por el ácido estomacal puede desencadenar el esófago de Barrett. Las personas que tienen ERGE tienen un mayor riesgo de contraerlo. Lo mismo sucede con personas que son fumadoras, obesas, o mayores de 50 años. El esófago de Barrett es más común en hombres blancos e hispanos.

¿Cómo se puede diagnosticar el esófago de Barrett?

Si usted tiene ERGE, probablemente su médico lo controlará para comprobar la existencia del esófago de Barrett. Las personas que tienen ERGE severo pueden necesitar una endoscopia. Se trata de un procedimiento ambulatorio que mira su esófago y comprueba los daños. En esta prueba, el médico inserta un tubo delgado y flexible en su garganta. El médico puede tomar una muestra de tejido para biopsia. La biopsia puede detectar células anormales, que pueden causar cáncer.

Si la prueba muestra células normales, su médico le recomendará una endoscopia de seguimiento cada 3 a 5 años. Si la prueba muestra células anormales, es posible que necesite una endoscopia una vez al año.

¿Se puede prevenir o evitar el esófago de Barrett?

Usted puede ayudar a prevenir el esófago de Barrett. Su médico puede recomendar cambios de estilo de vida, tales como:

  • Si usted fuma, deje de fumar.
  • Sea más activo.
  • Baje de peso.
  • Evite los alimentos que producen acidez estomacal. Los más comunes son el café, el chocolate, la menta y el alcohol. Alimentos grasosos, picantes, o a base de tomate también pueden causar acidez estomacal.

Tratamiento del esófago de Barrett

La forma principal de tratamiento son medicamentos denominados inhibidores de la bomba de protones (IBP). Estos medicamentos ayudan a aliviar el dolor y reducir la cantidad de ácido en el estómago. Evitan que el esófago de Barrett empeore. En casos graves, se puede realizar una cirugía para detener el reflujo y mantener el ácido estomacal fuera del esófago.

Vivir con esófago de Barrett

No existe una cura para el esófago de Barrett. El tratamiento puede mejorar los síntomas de ERGE y reducir más daños. Siga las indicaciones del médico para realizarse endoscopias con regularidad. Este estudio puede detectar células anormales o precancerosas.

Preguntas para hacerle a su médico

  • Si tengo ERGE, ¿con el tiempo voy a llegar a tener el esófago de Barrett?
  • ¿Cuánto tiempo tengo que tomar medicamentos para tratar el esófago de Barrett?
  • ¿Cuáles son los efectos secundarios del tratamiento?
  • ¿Hay cambios de estilo de vida que pueda hacer para ayudar a aliviar los síntomas?
  • Si tengo el esófago de Barrett, ¿cuál es mi riesgo de tener cáncer?