Autismo

Autismo

¿Qué es el autismo?

El autismo es un trastorno del desarrollo cerebral. Afecta a sus habilidades sociales, de comportamiento y de comunicación. La mayoría de las personas que tienen autismo comienzan a mostrar síntomas a una edad temprana. El grado de autismo varía de persona a persona. Debido a esto, los médicos a menudo se refieren al autismo como trastorno del espectro autista (ASD, por sus siglas en inglés). Las personas que tienen síntomas leves pueden considerarse de “alto funcionamiento”.

(AS) es el ASD más común. Es una forma de autismo de “alto funcionamiento”. Por lo general, las personas con AS tienen un coeficiente intelectual de normal a alto. Pueden exhibir una habilidad o área de interés especial. Su desarrollo del lenguaje verbal se considera normal. Sin embargo, las personas que tienen AS pueden tener problemas para usar correctamente el lenguaje en situaciones sociales. A menudo tienen dificultades con la comunicación no verbal, como el contacto visual, la lectura de las expresiones faciales y el uso de los gestos corporales. Las habilidades sociales generales, tales como el desarrollo de relaciones y adaptarse a los cambios, también pueden verse afectadas. Las personas que tienen AS pueden aprender estas habilidades a través de la terapia de comportamiento y comunicación.

Síntomas del autismo

Las personas autistas pueden tener una variedad de síntomas. Algunos son comunes, y algunos dependen de la gravedad del trastorno. Su hijo puede:

  • evitar el contacto físico o el contacto visual
  • no responder a las voces u otros sonidos
  • no responder a alguien que lo llama por su nombre
  • no hablar
  • no entender gestos o lenguaje corporal
  • balancearse hacia adelante y hacia atrás, girar o golpear su cabeza
  • mirar fijamente un objeto, tal como las ruedas de un coche de juguete
  • obsesionarse con ciertos temas o cosas
  • no simular ni jugar juegos de imaginación
  • preocuparse por el orden, la rutina o el ritual y molestarse si la misma se altera o modifica
  • tener una expresión facial plana y/o utilizar un solo tono de voz
  • no tener miedo al peligro y causar lesiones sin querer.

Aproximadamente el 20% de los niños que tienen autismo se desarrollan normalmente durante los primeros 1 a 2 años de su vida. Entonces, experimentan lo que los médicos llaman una regresión. Esto significa que pierden habilidades que tenían antes, como la capacidad de hablar.

Por otro lado, algunos niños autistas adquieren habilidades especiales. Por ejemplo, pueden ser capaces de resolver problemas matemáticos complejos mentalmente. Habilidades como éstas son menos comunes.

¿Cuál es la causa del autismo?

Los médicos no están seguros sobre la causa del autismo. Algunos estudios muestran que es genético (hereditario). Ciertos problemas de salud o cosas en el entorno de su hijo pueden influir. Los niños que cuyos padres son mayores tienen un mayor riesgo de autismo. Los niños tienen más probabilidades de ser autistas que las niñas. En la mayoría de los casos, la causa del autismo de un niño nunca se sabe. A medida que los médicos continúan estudiando el autismo, pueden aprender más acerca de lo que lo causa.

Las vacunas no causan autismo. Esto incluye las vacunas para el sarampión, las paperas y la rubeola (MMR). Las vacunas son una parte importante de la salud de su hijo. Si está preocupado acerca de la seguridad de las vacunas, hable con su médico.

¿Cómo se diagnostica el autismo?

No existe una prueba de laboratorio para detectar el autismo. Hable con su médico si su hijo no se comporta como se espera para su edad. Si el médico sospecha de autismo, puede sugerir que vea a un psiquiatra u otro especialista. Un especialista puede observar a su hijo en busca de signos de autismo.

Algunos niños con autismo pueden tener también una discapacidad mental. Esto significa que sus capacidades intelectuales funcionan muy por debajo del promedio. Esto causa retrasos en el desarrollo. Esto puede hacer que sea difícil diagnosticar el autismo. Los niños autistas no responden a las preguntas de la misma manera que lo hacen los otros niños. Un experto puede darle a su hijo pruebas especiales para aprender más acerca de su afección.

¿Se puede prevenir o evitar el autismo?

Cada vez se diagnostican más niños con autismo. No está claro si esto significa que hay más niños con autismo. Puede significar que los padres, los médicos y los maestros han mejorado en el reconocimiento de los signos de autismo.

Si usted tiene un niño que padece autismo, existe la posibilidad de que sus otros hijos puedan tenerlo. Este riesgo es de alrededor del 5%. También parece haber un riesgo (10% a 40%) de tener otra discapacidad, tal como de aprendizaje, para los hermanos de niños autistas. Hable con su médico o con un asesor genético si tiene alguna duda o pregunta.

Tratamiento del autismo

Los niños no “superan” el autismo y no hay cura. La medicina por sí sola no puede tratar el autismo. Puede ayudar a controlar algunos síntomas, tales como la agresión o la falta de sueño. Las investigaciones muestran que algunos niños se benefician de las terapias conductual y del lenguaje intensas. Con la terapia, los síntomas del niño pueden mejorar a medida que crece. Hable con su médico acerca de cuál es el mejor tipo de tratamiento para su hijo.

Vivir con autismo

Las personas que tienen autismo pueden llevar una vida normal y saludable. Pueden ver y reaccionar a las cosas de diferentes maneras. Pueden tener más dificultades para prestar atención. Como padre, puede que tenga que encontrar otras formas de enseñar y conectarse con su hijo. Trabaje con el médico o especialista para mejorar el estilo de vida de su hijo. Esto podría significar la creación de rutinas o hábitos para que el niño se sienta seguro y relajado. Es importante hacer esto a una edad temprana. Puede ayudar a su hijo a sobrellevarlo mejor cuando sea adulto.

Pida al médico que le recomiende un consejero o un grupo de apoyo. Esto puede ayudarlo a usted, su hijo y toda la familia.

Preguntas para hacerle a su médico

  • Mi hijo tiene autismo. ¿Debería considerar no tener otro hijo?
  • ¿Qué puedo hacer para ayudar a mi hijo a desarrollar habilidades de lenguaje?
  • Es difícil sentirme cerca de mi hijo cuando no me mira ni me habla. ¿Existen grupos de apoyo a los que me pueda incorporar?
  • ¿Cuál es la mejor manera de interactuar con mi hijo?
  • Mi hijo no duerme bien. ¿Qué puedo hacer para ayudarlo?
  • ¿Mi hijo podrá asistir a una escuela común?
  • ¿Cuáles son los otros trastornos del espectro autista?
  • ¿Tiene algún material que pueda leer para ayudar a la familia, los amigos, los maestros y otros cuidadores que lidian con el autismo de mi hijo?
  • A veces mi hijo se vuelve violento. ¿Cuál es la mejor manera de lidiar con esto?